Perdido

Sinopsis

Julien es un geólogo que viaja constantemente por motivos de trabajo, lo que termina por afectar a su matrimonio, que se rompe, y distanciarle de su familia. Tres años después del divorcio, recibe un mensaje de su ex-mujer avisándole de que su hijo de 7 años ha desaparecido. Julien decide volver a casa y descubre cosas de sus seres queridos que antes no sabía. Arrepentido por su larga ausencia, se enfrentará a su terrible sentimiento de culpa y decidirá encontrar a su hijo cueste lo que cueste.

Perdido es un thriller dramático de producción francesa escrito y dirigido por Christian Carion (Mayo de 1940). Tras realizar varias películas históricas de género bélico, el director cuenta en esta ocasión un relato contemporáneo, el de un padre arrepentido que busca a su pequeño hijo desaparecido. El protagonista, que ha visto a su primogénito en contadas ocasiones tras divorciarse de su mujer porque está demasiado entregado a su trabajo, que lo obliga a viajar por todo el mundo, vuelve a casa cuando el niño desaparece en extrañas circunstancias, en un caso que parece tener relación con el tráfico de menores, y que le llevará a tomarse la justicia por su mano. La culpabilidad por no haber estado con su familia en los momentos importantes provoca que haga cosas irracionales que le llevarán más allá del límite, pero con las que aprenderá a convertirse en padre. La cinta, en la que se habla de la familia, la culpa y la violencia como tortuoso camino hacia la redención está protagonizada por Guillaume Canet (Cosas de la edad), secundado por Mélanie Laurent (Malditos bastardos) o el debutante Lino Papa, entre otros.