La camarera Lynn

Sinopsis

Ninguna camarera es tan obsesiva como Lynn Zapatek, cuyo trabajo limpiando las habitaciones del hotel Eden es toda su vida. Aburrida, mantiene una relación sexual con el Gerente, aunque lo que realmente le interesa es conocer los secretos de sus huéspedes, ya sea husmeando en sus armarios y maletas, o metiéndose debajo de la cama para escuchar sus conversaciones. Cuando conozca a Chiara, una dominatrix que somete a sus clientes a prácticas sadomasoquistas, la vida de Lynn cambiará por completo.

El director alemán Ingo Haeb (Sohnemanner) llega a nuestras pantallas con La camarera Lynn, una cinta, de la que también escribe el guión, que adapta el best seller germano The Chambermaid, de Markus Orths. La historia, que nos mete en la piel de una inquietante camarera de hotel y su acercamiento al mundo del sadomasoquismo, se aparta del morbo sexual o pervertido para hacer un análisis de la mente enferma de su protagonista. De tempo pausado, en el que predominan los planos secuencia y el uso de los silencios, el realizador hace una radiografía del fetichismo que ha sido catalogada como la respuesta alemana a Cincuenta sombras de Grey.

Como la indiscutible protagonista de La camarera Lynn encontramos a Vicky Krieps (El hombre más buscado), que ha recibido extraordinarias críticas por su papel como la obsesiva Lynn. En su transformación de inquietante voyeur a ardorosa amante le acompañan Steffen Munster (Rammbock), Christian Aumer (El lugar del crimen), Christine Schorn (Good bye, Lenin!) y Lena Lauzemis (Si no nosotros, ¿quién??), como la dominatrix y principal interés amoroso de la camarera.