Diálogo y negociación

Illa y Aragonès
Salvador Illa (PSC) y Pere Aragonès (ERC).
EFE

Bueno, ya se celebraron las elecciones al Parlament y, como era más que previsible y así se había anunciado, hubo una abstención de récord; el 46,46%. Gracias señorías del TJSC.

Con los resultados en la mano, se puede decir alto y claro que el candidato del PSC, Salvador Illa, a pesar de haber ganado en votos y empatado en escaños con ERC, no va a ser el nuevo presidente de la Generalitat. Y no lo va a ser, si es que no ocurre algún fenómeno paranormal, porque el bloque independentista le saca una ventaja de 41 escaños. Y si el flamante exministro de sanidad consiguiera sumar a todos los demás, VOX incluido, tampoco superaría a ERC, Junts y la CUP.

Ahora, es posible que salgan algunos titulares llamativos de las negociaciones entre ERC, Junts y la CUP. Aunque importantes, serán para distraer al personal, como hacen los magos. El meollo de las negociaciones no será tanto el reparto del poder como qué estrategia de negociación se adopta con el gobierno español para resolver el conflicto que vivimos desde el 2010. Es ahí donde se tiene que mirar, a mi modo de entender.

Waterloo propone confrontación poética. ERC, realidad; y, la CUP, mambo. Puigdemont necesita, para no caer en el olvido, tensión constante. En cambio, ERC necesita que haya un buen gobierno y que se gobierne bien para ser muchos más y condicionar así al gobierno español.

Nadie puede garantizar que no se nos vuelva a convocar a las urnas en julio. Veremos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento