El numero total de trabajadores que se encuentran inscritos en los servicios públicos de empleo de la provincia de Alicante y no cobran prestación por desempleo "alcanza máximos históricos", con 66.589 personas el pasado mes de abril, según informó hoy en un comunicado el sindicato CCOO en l'Alacantí.

La prolongación tan acusada de la crisis económica y la destrucción de empleo en la provincia de Alicante ha derivado en un "aumento sin precedentes" de los niveles de desempleo, con 207.127 personas registradas en el paro en abril de 2010.

CCOO destacó la dificultad para determinar el numero exacto de las personas que han agotado las Prestaciones Contributivas —que tienen un máximo de dos año—, aunque sí ha constatado un "aumento espectacular" del numero de trabajadores que han pasado a cobrar el Subsidio de Desempleo o la Renta Activa de Inserción, en relación al año 2009.

Esta situación "refleja de forma clara" que los trabajadores que han sido expulsados del mercado de trabajo han finalizado el cobro de las Pensiones Contributivas, y en unos casos han pasado a percibir del INEM salarios de subsistencia y en otros se han quedado sin ninguna retribución.

Así, en abril de 2010, un total de 63.943 personas recibían la pensión contributiva; 68.072 recibían el subsidio por desempleo; 8.523 la renta activa de inserción y el total de parados sin prestación económica era de 66.589 personas.

En comparación con el mes de abril de 2009, se ha producido un incremento de los trabajadores que han pasado a cobrar el Subsidio de desempleo tras agotar la Prestación Contributiva, así como en las personas que han pasado a cobrar la Renta Activa de Inserción, —ayuda dirigida a las personas desempleadas con especiales necesidades económicas y dificultad para encontrar empleo—.

El análisis de estos datos "evidencia de forma nítida" las dificultades económicas y sociales por las que atraviesan miles de trabajadores, tras la pérdida de las prestaciones por desempleo o la reducción drástica de las mismas.

Además, revela "las escasas expectativas de incorporarse de nuevo a un mercado de trabajo que lejos de reactivarse sigue destruyendo miles de empleos".

Por ello, en este contexto "tan negativo" las medidas presentadas por el Gobierno con el denominado 'Tijeretazo' "llevan al empobrecimiento generalizado de la población y a un mayor deterioro de la situación económica" que se manifestara en forma de crecimiento del paro.

Para CCOO, el ejecutivo impone nuevos sacrificios a los trabajadores que ya han pagado con creces la crisis económica, Alicante con 207.127 desempleados presenta una de las tasa de paro mayores de todo el Estado español.

Además, este sindicato destacó la necesidad de mantener las políticas sociales y de protección a los desempleados y adoptar políticas que activen la actividad económica en el marco de un modelo de crecimiento sostenible, para generar empleo y garantizar la cohesión social.

De igual modo, consideró "fundamental" la coordinación entre los Ayuntamientos y la Conselleria de Bienestar Social para que aporten los recursos necesarios, con el objetivo de prevenir la exclusión social.

Así mismo, CCOO exigió que se agilicen "al máximo" los trámites que permiten acceder a las prestaciones contempladas en la Renta Mínima Garantizada —programa gestionado por la Generalitat Valenciana, y dirigido a personas y familias sin recursos en situación de necesidad—, que en la actualidad son muy lentos.

Consulta aquí más noticias de Alicante.