Las comisiones para el diálogo del presidente de facto de Honduras, Roberto Micheletti, y del gobernante depuesto,  Manuel Zelaya, firmaron este viernes un acuerdo para que el Congreso de Honduras decida sobre la restitución de este último, derrocado por un golpe de Estado el pasado 28 de junio.

EE UU apoyará las elecciones del 29 de noviembreEl anuncio lo hizo el secretario de Asuntos Políticos de la Organización de Estados Americanos (OEA), Víctor Rico, en una breve comparecencia ante la prensa junto al secretario de Estado de EE UU para el Hemisferio Occidental, Thomas Shannon.

El acuerdo no establece plazos para que el Parlamento resuelva sobre la restitución, según explicaron a medios de comunicación locales los jefes de las comisiones de diálogo de Micheletti y Zelaya, Armando Aguilar y Víctor Meza, respectivamente.

El secretario de Estado de EE UU para el Hemisferio Occidental, Thomas Shannon, anunció además que su país apoyará las elecciones del 29 de noviembre próximo en Honduras, tras la firma de un acuerdo para que el Parlamento decida sobre la restitución del depuesto Manuel Zelaya.

Poco tiempo antes de la rúbrica, Micheletti anunciaba el acuerdo. "Hace unos minutos", agregó, "autoricé a mi equipo negociador a firmar un acuerdo que marque el inicio del final de la situación política del país".

"Mi Gobierno ha decidido apoyar una propuesta que permite un voto en el Congreso Nacional con una previa opinión de la Corte Suprema de Justicia para retrotraer todo el Poder Ejecutivo de nuestra nación previo al 28 de junio del año 2009", dijo Micheletti.

Reanudación del diálogo

Micheletti emitió su declaración más de 10 horas después de que se reanudara el diálogo entre ambas partes, tras casi una semana de suspensión por desacuerdos sobre la restitución de Zelaya, derrocado por los militares el 28 de junio.

La reanudación del diálogo fue auspiciada por una delegación de Estados Unidos, encabezada por el secretario de Estado para el Hemisferio Occidental, Thomas Shannon, y por la Organización de Estados Americanos (OEA).

El asunto clave en las negociaciones gira en torno a quién debe deicidir sobre la restitución de Zelaya. Micheletti abogaba por que fuese la Corte Suprema de Justicia, mientras que el presidente depuesto insiste en que sea el Congreso Nacional.