Gerry y Kate McCann
Los padres de Madeleine, Gerry y Kate McCann. Nacho Doce / REUTERS

Los padres de Madeleine McCann, la niña británica desaparecida hace más de dos años en Portugal, han regresado a este país este miércoles para reactivar la búsqueda de su hija. La pequeña desapareció en el apartamento de vacaciones de la costa lusa que sus padres habían alquilado cuando contaba con cuatro años de edad.

No hay evidencias de que Madeleine esté muerta Kate y Gerry McCann han convocado a los medios de comunicación en una rueda de prensa en la que se mostraron convencidos de que Madeleine sigue con vida y expresaron su esperanza de que se refuerce su búsqueda.

"Sólo queremos mejorar la búsqueda para encontrar a Madeleine, independientemente de que se reabra el caso o no", declaró su madre, que regresó por primera vez a Portugal desde que salió precipitadamente del país cuando fue declarada sospechosa en el caso, al igual que su marido, en septiembre de 2007.

"Se revisaron las pruebas y no hay evidencias de que Madeleine esté muerta; no hay pruebas que nos implique en la muerte. Es el mensaje que esperábamos", apuntó Gerry McCann, que, no obstante, juzgó que sería bueno reabrir el caso, formalmente cerrado por la justicia portuguesa hace más de un año.