Las iguanas terrestres vuelven a nacer en la isla Santiago de las Galápagos después de casi dos siglos

  • 3.143 de estos especímenes fueron reintroducidos hace tres años con el objetivo de restaurar el ecosistema del lugar.
  • Se han registrado cambios en la dinámica poblacional y mayor disponibilidad de alimento para otras especies.
Expertos del Parque Nacional Galápagos mientras toman en sus manos a dos iguanas el 23 de julio de 2022, en la isla Santiago, en el archipiélago Galápagos, en Ecuador.
Expertos del Parque Nacional Galápagos mientras toman en sus manos a dos iguanas el 23 de julio de 2022, en la isla Santiago, en el archipiélago Galápagos, en Ecuador.
EFE/Johannes Ramírez

La isla Santiago, una de las más grandes del archipiélago ecuatoriano de las Galápagos, ha sido escenario de nuevo, después de casi dos siglos, del nacimiento de varios ejemplares de iguanas terrestres, informaron este lunes expertos del Parque Nacional Galápagos (PNG).

Se trata de iguanas terrestres de la especie Conolophus subcristatus, que se han reproducido en la isla Santiago, donde 3.143 de estos especímenes fueron reintroducidos hace tres años con el objetivo de restaurar el ecosistema del lugar.

El equipo especialista recorrió unos 36 kilómetros cuadrados y encontró nuevos individuos "de varias edades, lo que evidencia que esta especie se está reproduciendo exitosamente", señaló el Ministerio ecuatoriano del Ambiente, Agua y Transición Ecológica en un comunicado.

Experto del Parque Nacional Galápagos mientras toma una iguana en sus manos.
Experto del Parque Nacional Galápagos mientras toma una iguana en sus manos.
EFE/Johannes Ramírez

Las iguanas fueron evaluadas físicamente, se les tomó el peso y la talla y los nuevos ejemplares fueron marcados para su identificación posterior.

"187 años después volvemos a presenciar una población saludable de iguanas terrestres, con adultos, juveniles y neonatos en la isla Santiago", dijo el director del Parque Nacional Galápagos, Danny Rueda.

Aseguró que se trata de "un gran logro de conservación", que fortalece las "esperanzas de restauración de islas que se vieron severamente afectadas por especies introducidas".

"Como autoridad ambiental continuaremos con la implementación de acciones que permitan acercarnos a la integridad ecológica del ecosistema de la isla", aseguró.

Cambios positivos en el ecosistema

Según Luis Ortíz-Catedral, responsable de la expedición y asesor científico de la Dirección del Parque Nacional Galápagos, "la isla ya ha empezado a mostrar cambios positivos gracias a la distribución de las iguanas, ya que éstas han abierto caminos, removido tierra y dispersado semillas".

Entre los resultados figuran, por ejemplo, "cambios en la dinámica poblacional y mayor disponibilidad de alimento para otras especies endémicas, como gavilanes, que se verán en algunos años más", manifestó.

Un experto del parque nacional sosteniendo una iguana
Un experto del parque nacional sosteniendo una iguana.
EFE/Johannes Ramírez

La restauración ecológica de la isla Santiago comenzó en 2002 con la ejecución del "Proyecto Isabela", de erradicación de cabras y cerdos. Con el paso de los años, el ecosistema se empezó a recuperar y ofreció las condiciones necesarias para albergar una población de iguanas terrestres, de la misma especie que la extinta localmente.

El último registro, en la era de Darwin

El ministerio recordó que en 1835 el naturalista británico Charles Darwin registró la presencia de gran cantidad de iguanas terrestres de diferentes edades en Santiago, pero las expediciones realizadas por la Academia de Ciencias de California, en 1903 y 1906 aproximadamente, ya no encontraron especímenes vivos en la isla.

La evaluación ecológica de la población de iguanas terrestres de Santiago es una actividad conjunta entre la Dirección del Parque Nacional Galápagos, Re:Wild, Galapagos Conservation Trust, Island Conservation, Galápagos Conservancy y Fundación Jocotoco.

El archipiélago de Galápagos, formado por trece islas grandes, seis menores y 42 islotes, está situado unos mil kilómetros al oeste de las costas continentales de Ecuador y, gracias a su rica biodiversidad, es considerado un laboratorio natural que permitió a Darwin desarrollar su teoría sobre la evolución y selección natural de las especies. Fue declarado en 1978 Patrimonio Natural de la Humanidad por la UNESCO.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento