Encontrados muertos una mujer y un bebé tras sofocar un incendio en Madrid

  • Los fallecidos son una mujer de unos 45 años y un bebé de cinco meses.
  • El suceso ha ocurrido sobre las 16.15 h en el segundo piso del número 10 de la calle Luis Mitjans (Retiro).
  • Un hombre, pareja de la fallecida, fue interrogado por la Policía, pero se ha descartado su participación en los hechos.
Varios bomberos descansan tras su intervención en un incendio de un piso en la calle madrileña Luis Mitjans.
Varios bomberos descansan tras su intervención en un incendio de un piso en la calle madrileña Luis Mitjans.
AYUNTAMIENTO DE MADRID / EFE

Una mujer de unos 45 años y un bebé de unos cinco meses han sido encontrados muertos este martes tras sofocarse un incendio en un piso del distrito de Retiro de Madrid, según han informado fuentes de Emergencias Madrid y de la Jefatura Superior de Policía. Ambas víctimas, según la Policía, han sido asesinadas. La pareja sentimental de la mujer, un hombre de 40 años, fue trasladado a dependencias policiales para tomarle declaración, pero horas después abandonó la comisaría tras determinarse que no estaba relacionado con el crimen.

El suceso ha ocurrido sobre las 16.15 h, cuando se ha recibido una llamada en el 112 que avisaba de un incendio en un piso de la calle Luis Mitjans número 10, por lo que al lugar se han desplazado bomberos del Ayuntamiento de Madrid y efectivos del Samur.

Tras sofocar el incendio, los bomberos han encontrado en el interior del piso, situado en una segunda planta, los cadáveres de una mujer de unos 45 años y de un bebé de unos meses. La mujer, de nacionalidad española, presentaba un fuerte golpe en la cabeza y yacía junto a su bebé; ambos estaban tapados por un plástico o una lona.

La pareja, trasladada a dependencias policiales

Vecinos del inmueble han declarado a la agencia Europa Press que, poco después de declararse el incendio, uno de los ocupantes del piso, identificado como Antonio y pareja de la fallecida, estaba "fumando en un banco situado frente al portal". Tras decirle que su piso estaba en llamas se limitó a decir que "no tenía llaves".

Minutos después llegaba la Policía. Los agentes subieron al hombre a la vivienda siniestrada, donde tuvo que ser asistido por los psicólogos del Samur, siempre según el relato de los vecinos. Uno de ellos ha asegurado que el hombre estaba "desequilibrado y en tratamiento psicológico". Finalmente, siempre según la agencia, los policías se llevaron al hombre, de 40 años, nacido en Londres y de nacionalidad española

Pasadas las 22.00 h, el hombre abandonó la comisaría tras determinarse que no estaba relacionado con el crimen, informó un portavoz de la Jefatura Superior de Policía de Madrid. Había sido trasladado a comisaría por agentes del Grupo V de Homicidios para tomarle declaración, aunque en ningún momento en calidad de detenido.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento