Una multitud creciente, formada por cientos de fans, se concentró a las puertas del hospital donde había ingresado el cantante Michael Jackson para llorar la repentina muerte del artista, a los 50 años.

Los seguidores comenzaron a concentrarse nada más conocerse que Jackson había sido ingresado 

Los seguidores del rey del pop comenzaron a llegar al hospital de la Universidad de California nada más conocerse la noticia de que había sido ingresado por una parada cardiorespiratoria.

En otros puntos del país también se han producido concentraciones espontáneas de seguidores, como en la céntrica Times Square en Nueva York, donde algunos fans observaban con lágrimas en los ojos los titulares luminosos con la muerte del cantante.

Junto a los seguidores del 'rey del pop', los equipos de las televisión y los medios de comunicación se concentraron alrededor del hospital para informar de la muerte del cantante.