Así es el peligroso siluro de 100 kilos que vive en el Gudalquivir

Imagen de un pez de la especie siluro.
Imagen de un pez de la especie siluro.
WIKIPEDIA
Imagen de un pez de la especie siluro.

La organización Ecologistas en Acción de Andalucía ha informado en un comunicado de la reciente captura de un siluro de casi dos metros de largo y 100 kilos de peso en las aguas del río Guadalquivir, concretamente, en la Presa de Alcalá del Río, en Sevilla.

Este hecho fue confirmado por las autoridades durante la reunión con el Grupo de trabajo en materia de Agua del Consejo de Participación del Espacio Natural de Doñana, así como otras capturas anteriores en Córdoba y Sevilla, por lo que se han pedido medidas de erradicación y control de la especie. 

La peligrosidad del siluro reside en que es una especie exótica, invasora y superpredadora, con una larga esperanza de vida, capaz de devorar a otras especies de peces, a ejemplares de aves acuáticas y a pequeños mamíferos, lo que lo convierte en una amenaza grave para las especies autóctonas.

Características del siluro, una especie invasora

El siluro es el pez de agua dulce más grande de toda Europa. Su cuerpo es alargado y comprimido en la parte posterior. No posee escamas y, por tanto, tiene la piel recubierta de mucosidad. Su cabeza es grande, pero aplanada, con seis barbillones bucales.

Su esperanza de vida es de 30 años y algunos ejemplares pueden llegar a medir 2,5 metros y a pesar 180 kilos. Estas características convierten a este pez en el más voraz de todos los grandes peces depredadores. 

Se trata de una especie exótica invasora, preocupante en el río Guadalquivir, cuya alimentación se basa en la captura de otros peces, así como de aves acuáticas y pequeños mamíferos. Esto pone en peligro a las escasas poblaciones que quedan en este espacio de cercetas, pardillas, malvasías, porrones pardos o fochas cornudas, todas ellas en peligro de extinción, según informan desde Ecologistas en Acción. 

De hecho, el siluro está incluido en el Catálogo Español de Especies Exóticas Invasoras, regulado por el Real Decreto 630/2013, de 2 de agosto, como consecuencia de su potencial colonizador y por ser una amenaza grave para las especies autóctonas, los hábitats o los ecosistemas.

La medida preventiva que proponen desde la asociación de ecologistas para evitar su propagación a otras masas de agua es, precisamente, medidas de control drásticas, que "pasan por evitar el acceso y pesca deportiva incluso si se trata de zonas de competición".

Esta sería la forma de aislar a los ejemplares para actuar de forma selectiva, frenando su colonización y la amenaza que supone para el resto de todas las especies propias de las aguas dulces andaluzas.

20minutos.es líder en los diarios más leídos en internet. Consulta las últimas noticias en el diario gratuito de referencia en España.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento