Sandra Cervera: "Este va a ser el final que ‘Puente Viejo’ se merece"

Sandra Cervera, durante una sesión de fotos.
Sandra Cervera, durante una sesión de fotos.
ARCHIVO

La serie diaria de Antena 3 El Secreto de Puente Viejo, llega hoy a su fin con un capítulo especial en prime time (23.00 h). De los más de 2.300 episodios que tiene esta ficción, en cerca de 1.890 ha estado Sandra Cervera. Han sido ocho años metida en la piel de Emilia Ulloa, personaje que hace poco tuvo un regreso emotivo a la serie.

Nacida en Valencia, en 1985, comenzó en series como Maniàtics, Socarrats o Check-In Hotel. Trabajó en 40, El Musical e incluso se ha interpretado a sí misma en Paquita Salas.

¿Cómo fue el momento en el que acabó de grabar la última escena? Nos ha pillado de imprevisto por culpa del COVID. La sensación ha sido de poquito a poquito. Yo tenía una trama maravillosa en esta última incorporación y sentía que cada secuencia era la última, la trabajaba así. En cada secuencia, había una despedida.

¿Y cómo han superado ese imprevisto? Han podido adaptar la mayoría de las tramas que ya estaban rodadas. Algunas faltaban por cerrar pero se ha hecho un trabajo maravilloso para este final de Puente Viejo.

Porque no sabían a priori que llegaría este final precipitado por el coronavirus… Depende, había compañeros que sí sabían que terminaban antes. Nosotros podemos rodar 10 capítulos a la vez y había capítulos que terminaban antes o después. El resto se ha podido adaptar con los últimos guiones y con el montaje. Va a ser el final que Puente Viejo se merece.

Sin spoilers, ¿cómo va a ser el final de El Secreto de Puente Viejo? Va a ser un final con muchísima ternura, pero a la vez va a ser un final duro, que son características de esta serie que emociona a tantas familias y en tantos hogares. Va a tener ese cóctel.

El de Emilia, su personaje está siendo un final revelador… Ella llega con un gran secreto y está intentando coger el toro por los cuernos ante la situación dramática de Raimundo. Emilia es de esos personajes que siempre puede contar mucho más. Ella verbaliza su enfermedad, pero no vamos a ver esa enfermedad, porque la serie finaliza.

¿Los seguidores de la serie tendrán la sensación de ‘caso cerrado’? Creo que no. Puente Viejo ha tenido muchísima vida y es una serie que ha ofrecido personajes increíbles. Ese final hará creer que hay más Puente Viejo todavía.

Sandra Cervera, caracterizada como Emilia Ulloa, en 'El secreto de Puente Viejo'.
Sandra Cervera, caracterizada como Emilia Ulloa, en 'El secreto de Puente Viejo'.
Pedro Valdezate

Trabajar en una serie diaria es de lo más duro que puede hacer una actriz, ¿no? Por completo, siempre y cuando te impliques en el personaje y en el trabajo desde el compromiso. Son muchísimas horas y tienes que estar al 100% constantemente. Y el nivel de estudio que requiere una serie diaria es agotador. Y además hay que darle verdad a todas esas letras y palabras en los tiempos que se manejan en una serie diaria.

¿Cuánto le lleva estudiar los guiones? Pues depende… hay escenas que entran solas y la propia emoción te lleva a ellas. Pero el hándicap de Puente Viejo es que hablamos en castellano antiguo así que hay secuencias que requieren muchas más horas. Nosotros rodábamos como de siete de la mañana a siete de la tarde. A las cinco y media te levantas porque a las seis y media te recogen, así que cuenta las horas que salen (risas).

¿Y con ese ritmo le da tiempo a sacarse al personaje? No da casi tiempo, es verdad, pero teníamos que hacer un trabajo importante para que eso ocurra. Cuando sales de tu última secuencia del día cuelgas el personaje junto con la ropa, es necesario. Luego el equipo es una familia, así que siempre había una buena charla y volvías un poco en ti.

Ha pasado mucho tiempo en la serie, eso serán muchas anécdotas... Muchísimas. Siempre cuento que un día entramos en bucle, porque me reí tanto… entramos en bucle y nos nos dimos cuenta de que habíamos repetido la misma secuencia como tres veces, era una muy intensa y con las emociones a flor de piel y la repetimos en bucle, hasta que nos dimos cuenta… y luego nos costó como 20 minutos volver a rodar de la risa.

¿Ha tenido mensajes de fans por el final de la serie? ¿Qué le dicen? En general y más en este momento tan duro para todos, Puente Viejo ha cogido de la mano a muchísimas familias y a muchos hogares y a la gente le está costando soltar esa mano que les ha acompañado durante tantos años. Personajes que han estado con ellos durante mucho tiempo. Así que el sentir general es de ‘no me lo puedo creer’. Pero también es verdad que todo tiene un principio y un fin.Pero no sé por qué, creo que El Secreto de Puente Viejo de una manera u otra va a seguir teniendo una larga vida. Es una intuición, porque hay personajes que se quedan con ganas de contar cosas. Y esa es la esencia de Puente Viejo, que siempre te deja en vilo.

Hay quien tiende a considerar las series diarias un género menor… Sin el hermano pequeño, como a veces se les llama de manera despectiva, no habría hermanos grandes. Todo aquel que haya pasado por una serie diaria y haya visto el trabajo y la dedicación que requiere sabe el valor que tiene. Y no creo que sea sólo una gran escuela. Hay grandes actores y profesionales en las series diarias y así lo han demostrado. A un actor no se le debe juzgar por el proyecto en el que está, sino por el talento y la capacidad de trabajo.

¿Recuerda su primera escena y frase en Puente Viejo? ¡Por supuesto! La recuerdo porque fue una escena con Ramón Ibarra, que habíamos podido tener en proceso de ensayos, cosa que después desapareció (risas). La recuerdo porque se trataba de plasmar la relación de padre e hija, él revolucionario y ella ingenua y llena de vida. Recuerdo los gestos que nos hicimos y que le decía “padre, qué está diciendo usted”, porque hablábamos en el bar sobre una reseña en el periódico.

¿Se ha quedado con algo físico de Emilia? Me he quedado mi alianza, porque creo que representa la evolución del personaje y el compromiso con este proyecto y el amor que le tengo, porque Emilia ha sido un regalo absoluto.

En un oficio tan intermitente como este trabajar en una serie diaria será un valor añadido, ¿es así? No sé si es cuestión de quererlo. Tiene sus cosas maravillosas y es encontrar un tiempo de estabilidad, pero a la vez no te permite bajar la guardia y hay unos tiempos que cumplir, por lo que la exigencia es tremenda. Por otro lado puedes trabajar tres meses, parar y luego es una lotería si tendrás otro proyecto. Hay que saberlo valorar por ahí, es un privilegio, pero también exige renuncia a muchas otras cosas.

¿Cómo va a ver el último episodio? Hemos hablado para verlo todos juntos por videoconferencia, un poco para vernos las caras, porque todos tenemos muchas expectativas por ver cómo será este final. Tenemos mucha nostalgia y muchas ganas.

Una serie histórica, en cifras

El Secreto de Puente Viejo es la serie de emisión nacional más longeva de la televisión española. Por sus platós han pasado casi 800 actores y cerca de 24.000 figurantes. Esta serie ha superado los 2.100 días de grabación y se ha llegado a grabar más de un capítulo al día. Se construyeron más de 700 decorados. Se han escrito más de 40.000 secuencias en 105.000 páginas, lo que se traduciría en 73 días completos de emisión ininterrumpida.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento