Euskadi ya cuenta con su Banco de Sangre de Cordón Umbilical, que se surtirá de donaciones "voluntarias, anónimas y altruistas, ya que están destinadas a un receptor no familiar".

Así lo ha explicado este viernes el consejero vasco de Sanidad, Gabriel Inclán, quien ha precisado que la principal utilidad de dicha sangre es su uso para trasplantes de médula ósea, con lo que se convierte en la tercera posibilidad para un enfermo cuando falla el donante familiar o no se localiza un donante compatible en el registro mundial. 

Las células que se obtienen en el parto únicamente son válidas entre el 60 ó 65 por ciento de las ocasiones
Este banco ha empezado a funcionar este mes de octubre con donaciones del
Hospital Donostia y para diciembre se prevé que también se sumen los hospitales de Cruces (Barakaldo-Vizcaya); Basurto (Bilbao) y Txagorritxu (Vitoria).

Inclán ha resaltado que hasta la fecha se han practicado en el mundo 8.000 trasplantes de médula ósea con células del cordón umbilical con resultados satisfactorios y ha indicado que actualmente existen en el mundo alrededor de 300.000 unidades almacenadas.

Este banco servirá para aportar donaciones a un registro global, del que también nos beneficiamos

El problema de estas células, que se obtienen en el parto, consiste en que únicamente son válidas entre el 60 ó 65 por ciento de las ocasiones ya que el volumen de sangre en el cordón umbilical es escaso y, por tanto, no se obtienen las células suficientes para conseguir resultados en una persona adulta.

 

El titular de Sanidad ha hecho hincapié en el "principio de solidaridad" que rige este banco, ya que no se trata de almacenar las células para uno mismo -"no hay evidencia científica de que sea útil", según ha dicho- ni de autoabastecer a una población determinada, sino de "aportar donaciones a un registro global, del que también nos beneficiamos".

 

La demanda de estas células en el mundo es en la actualidad de 4 a 6 pacientes por millón de población al año
El consejero ha indicado también que en el País Vasco se han marcado como objetivo la obtención de 300 unidades al año y que este número se incremente hasta las 3.000 unidades, lo que supondría la recogida de sangre de cordón umbilical en aproximadamente 6.000 partos.

 

La demanda de estas células en el mundo es en la actualidad de 4 a 6 pacientes por millón de población al año. En este momento existen en España otros cuatro bancos de sangre de cordón umbilical públicos en Cataluña, Madrid, Andalucía y Valencia, y "numerosos centros privados", según ha indicado Inclán, quien ha resaltado que las muestras de estos centros también se incluyen en el registro mundial.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE BILBAO