La Junta recibe casi 400 solicitudes de ayudas para coches eléctricos y puntos de recarga

La Junta de Extremadura ha recibido un total de 386 solicitudes para la primera convocatoria de las ayudas de movilidad con energías alternativas, principalmente para la instalación de puntos de recarga y para la adquisición de vehículos eléctricos y otros de propulsión alternativa a los combustibles fósiles.
El director general de Industria, Energía y Minas, Samuel Ruiz,
El director general de Industria, Energía y Minas, Samuel Ruiz,
EUROPA PRESS

El conjunto de estas solicitudes suponen una inversión total de 10,5 millones de euros, si bien el presupuesto de las ayudas que gestiona la Junta se limitan a 3,4 millones, que servirán para financiar entre el 20 y el 80 por ciento del presupuesto de los expedientes que sean aprobados en función de los requisitos establecidos en la convocatoria.

Ahora la Junta, en concreto la Consejería para la Transición Ecológica y Sostenibilidad, tiene un plazo de seis meses para resolver la convocatoria, y posteriormente, según ha avanzado el director general de Industria, Energía y Minas, Samuel Ruiz, en rueda de prensa, se abrirá una nueva.

En concreto, se han recibido 245 solicitudes de ayudas para la instalación de infraestructuras de recarga; 136 para la adquisición de vehículos eléctricos y de otras energías alternativas; cuatro para la puesta en marcha de planes de movilidad; y una para la implantación de un sistema de préstamo de bicicletas.

Cabe destacar que estas ayudas se dividen en dos programas. Por un lado, se encuentra las de Movilidad Eléctrica de la Junta de Extremadura, dotadas con 2,3 millones, y que se resuelven por el sistema de concurrencia competitiva, y por otro lado las del Plan Moves, del Ministerio para la Transición Ecológica, que gestiona la Junta, en este caso de concesión directa, dotadas con algo más de un millón de euros.

Para el primero de los programas se han recibido cuatro solicitudes de entidades locales para impulsar el uso de vehículos alternativos mediante la elaboración de planes de movilidad, 91 para la adquisición de vehículos eléctricos puros, y 165 para la implantación de infraestructuras de recarga de vehículos eléctricos, todas ellas por un montante de casi 6,4 millones de euros.

En cuanto al Plan Moves del ministerio, ha recibido 45 solicitudes para la adquisición de vehículos de energías alternativas; 80 para la implantación de infraestructura de recarga de vehículos eléctricos; y una para la implantación de un sistema de préstamos de bicicletas eléctricas, todo ello por un valor global de inversión de 4,1 millones de euros.

Así, las ayudas para la adquisición de estos vehículos las han solicitado tanto particulares (20), empresas y autónomos (6) y entidades locales (52). En cuanto a los puntos de recarga, las han solicitado ocho particulares, 32 autónomos y empresas, y 68 entidades locales y diputaciones.

A tenor de los datos de esta primera convocatoria, Ruiz ha señalado que se trata de unos "resultados alentadores", si bien ha reconocido que tienen un "claro margen de mejora", pero que se trata de "un primer paso, pero firme", con el que la Junta espera dar un "empuje inicial decisivo" al despliegue de vehículos impulsados por energías alternativas y a sus infraestructuras de recarga en el caso de los eléctricos.

"La movilidad sostenible no tiene marcha atrás. Es un camino sin retorno", ha remarcado Samuel Ruiz, quien se ha mostrado convencido de que la demanda de estos vehículos conforme se vayan reduciendo sus costes y vaya aumentando la conciencia sobre la protección del medio ambiente.

Al respecto, ha señalado que el sector del transporte aporta el 25 por ciento de los gases de efecto invernadero que produce la comunidad autónoma. Por tanto, "este es un buen camino para luchar contra el cambio climático", porque "pequeñas acciones individuales sumadas hacen que cuidemos el medio ambiente y protejamos la diversidad de nuestra tierra".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento