Cayetano Martínez de Irujo cuenta cómo el sexo y la cocaína le perturbaron de joven

  • Es una de las revelaciones que hace en su libro, titulado 'De Cayetana a Cayetano'.
Cayetano Martínez de Irujo, en una foto de archivo.
Cayetano Martínez de Irujo, en una foto de archivo.
GTRES

Cayetano Martínez de Irujo, uno de los hijos de la fallecida duquesa de Alba, ha confesado algunos de sus más profundos secretos en un libro titulado De Cayetana a Cayetano, en el que revela aspectos nunca antes conocidos de su vida privada.

En una entrevista concedida a la revista XL Semanal con motivo de la publicación del libro, el aristócrata revela que en su juventud sufrió adicciones a la cocaína y al sexo.

"También recorrí ese camino: la noche con todas sus aristas, la vibrante y la sórdida. Entré a los 18 y salí a los 23. Me acerqué al mundo de las drogas. Me perturbó por completo la coca. Padecía un problema emocional y era carne de cañón para convertirme en prisionero de algunas sustancias. Era un chico triste, desencantado, sin consejos, sin guía… Vivía obsesionado por conquistar a las mujeres. El sexo se convirtió en mi válvula de escape. Vivía con una obsesión: seducir a mujeres. Ninguna se me resistía. Era una especie de bestia", dice en un pasaje del libro.

El jinete explica que "tenía un don para la seducción" y desvela que a los 15 años de edad, mantuvo una relación con la madre de la familia de acogida con la que vivía en Inglaterra (la mujer tenía 50 años) y con 16 años, mantuvo otro idilio con una mujer casada a la que conoció en la Casa de Campo, relación que duró un año y medio.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento