La ministra de Sanidad en funciones, María Luisa Carcedo, ha asegurado que todos los casos del brote de listeriosis tienen "relación directa" con Andalucía, al haberse consumido o comprado allí la carne mechada afectada. Además, ha apuntado que, "evidentemente, ha fallado algún procedimiento de los establecidos".

Así se ha pronunciado este miércoles la ministra durante su visita a Valencia, al ser preguntada por el brote de listeriosis por consumo de carne mechada. "Alguna cuestión falló, ahora se trata de hacer inspecciones e indagaciones, que tienen que hacer los funcionarios correspondientes de la Junta de Andalucía", ha apuntado.

Carcedo ha explicado que, tras esas indagaciones, conocerán "exactamente dónde se ha producido el fallo, pero evidentemente se ha producido, porque los procedimientos están pensados para que no suceda esto y haya una garantía de protección de los consumidores", ha subrayado.

La ministra ha destacado que todos los casos tienen "relación directa" con Andalucía, bien por haber consumido la carne allí o por haberla comprado en la comunidad andaluza. "Todos los casos confirmados, 150 —132 en Andalucía y en otras cinco comunidades autónomas—, tienen relación con este foco", ha asegurado.

Asimismo, ha recalcado que el Ministerio activó la Red de Seguridad Alimentaria el 16 de agosto, cuando recibieron la comunicación de la Junta de Andalucía, y ha reiterado que también activaron el Centro de Control de Alertas y Emergencias Sanitarias. En la misma línea, ha reiterado que han impedido la comercialización de cualquier producto producido en esta fábrica a partir del mes de mayo, ya que el producto tiene tres meses de caducidad.

"Este producto está inmovilizado y retirado, no se puede consumir", ha aseverado Carcedo, al tiempo que ha aconsejado a quienes lo hayan adquirido previamente que no lo consuman y ha recomendado a los que lo hayan hecho y tengan sintomatología que acudan a su centro de salud. "A medida que avancen los días, al no estar en el mercado, el riesgo es menor", ha sostenido.

Cuestionada por si la Junta de Andalucía ha actuado de manera tardía, la ministra ha expresado que "eso lo tendrá que explicar" la institución andaluza. "Habrá que conocer con precisión cómo fue todo el proceso interno de la Junta antes de que se comunicada a las dos redes, que es obligada su comunicación", ha sostenido.

"Negligencias"

Preguntada por las informaciones que aseguran que la Junta cometió distintos errores, Carcedo ha resaltado que habrá que "analizarlo y verlo con precisión", y ha precisado que le gusta hablar "con datos y diagnósticos certeros". "Tenemos que hablar de datos, no de especulaciones. Hay muchas informaciones, ya se irá conociendo en detalle el por qué, si se ha tardado o no en declarar la alerta, si se ha tardado o no en comunicar", ha sostenido.

El PSOE, Adelante Andalucía y la asociación de consumidores Facua han elevado el tono de sus críticas al Gobierno andaluz por lo que consideran una "negligente" gestión del brote de listeriosis, en cuya detección pudo haber "dos o tres días de desfase", según ha admitido el consejero de Salud, Jesús Aguirre.

En declaraciones a la COPE, Aguirre ha admitido este miércoles que "a lo mejor ha habido dos o tres días de desfase" en la detección del origen de la contaminación por listeriosis, pero ha asegurado que comparado con brotes ocurridos en otros lugares ha sido la actuación "más rápida". Ha señalado que la Junta sabía que algo estaba pasando a principios de agosto porque existe una cifra de listeria endémica cuya media estadística de 2003-2018 es de seis a 22 casos anuales.