Obras En VPO
Construcción de viviendas de VPO. EUROPA PRESS

Recuperar la oferta de vivienda a precios asequibles. Es el objetivo prioritario que se ha marcado la Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio que, a través de su plan de vivienda, impulsará promociones en alquiler, tanto públicas como privadas, de inmuebles con algún tipo de protección. Y es que, según los datos ofrecidos por la Junta, la vivienda protegida en Andalucía no alcanzó el pasado año ni el 1% del total de pisos nuevos construidos, mientras que el porcentaje en la última década se ha situado por debajo del 16%.

Así, el pasado año se construyeron en la comunidad un total de 9.656 nuevas viviendas, de las cuales solo 86 fueron protegidas, es decir, el 0,8%, según los datos facilitados por la consejera del ramo, Marifrán Carazo, en comisión parlamentaria. Unas cifras que revelan, según manifestó la titular de Fomento, que hay un sector de la población que "no tiene una oferta adecuada a sus posibilidades". Esos 86 inmuebles, además, se ubicaron todos en la provincia de Sevilla –55 en municipios de más de 50.000 habitantes y 31 en localidades de menor población–, según los datos del Anuario Estadístico de la comunidad del Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía.

Analizando los datos de dicho informe, la cifra de inmuebles protegidos construidos en Andalucía en la última década, desde 2008 hasta 2018, se ha situado en 52.600, lo que supone un 15,9% de las 329.491 viviendas de nueva construcción que se han terminado en este periodo. Hay que remontarse al año 2012 para encontrar, dentro de los últimos diez años, el pico más alto de VPO en la comunidad, con 9.190 pisos de los 22.571 edificados, es decir, casi un 41%. Desde entonces, la cifra, tanto de viviendas terminadas como de pisos protegidos, no ha parado de descender, registrándose el mínimo en el año 2017, con 13 inmuebles con protección de un total de 6.216.

Hasta un millar de viviendas

Garantizar el acceso a una vivienda "digna" a todos los andaluces es "una línea de actuación prioritaria" para el nuevo Gobierno andaluz, especialmente a los jóvenes y a los colectivos con especiales dificultades, afirmó Carazo. Y señaló que, de esta forma, se garantiza que aquellas personas que reúnan los requisitos y que no tengan recursos para comprar una vivienda libre puedan acceder al mercado de la vivienda protegida.

Por ello, el plan de la vivienda de la Consejería, denominado Plan Vive, dará un impulso a la construcción de VPO, tanto pública –a través de empresas municipales– como de promotores privados. La consejera anunció que en los "próximos días" saldrá una convocatoria por valor de 21,1 millones de euros destinados a la construcción de entre 700 y mil viviendas en alquiler asequible, con un régimen de protección de 25 años.

Además, la Junta va a destinar a lo largo de este 2019 más de 65 millones de euros a políticas de acceso a la vivienda. De esta cantidad, 33,8 millones irán dirigidos a ayudas a inquilinos con ingresos limitados y a jóvenes; otros 26,4 millones se destinarán a ayudas para promotores de viviendas en alquiler; y 1,5 millones a personas en situación de emergencia que estén involucrados en procesos de desahucios.

Tras la intervención de Carazo en el Parlamento, Adelante Andalucía manifestó sus "dudas" respecto a las "intenciones" de la Junta al leer que la Consejería va a vender suelo público de la Agencia de Vivienda y Rehabilitación de Andalucía (AVRA) para construir inmuebles libres y de VPO con promotores privados. "Eso es vender Andalucía", aseguraron.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.