Sánchez se "concentra" para que la investidura triunfe en julio con el apoyo de Unidas Podemos

  • Matiza que no habrá otro intento en septiembre, lo decidirá Sánchez en función de la "estrategia a seguir".
  • "Tiene que quedar claro que el Gobierno no quiere repetir elecciones", ha asegurado su portavoz.
  • Niega que Sánchez prefiera a la derecha que a Unidas Podemos. "Estamos absolutamente sorprendidos" por esa teoría.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el Congreso.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el Congreso.
Chema Moya / EFE

Ni investidura en septiembre ni búsqueda del apoyo de PP o Ciudadanos. La portavoz del Gobierno, Isabel Celáa, ha reiterado este viernes que el plan de Pedro Sánchez es centrarse en sacar adelante la investidura en el mes de julio y hacerlo con el apoyo de Unidas Podemos, a quien ha vuelto a pedir el apoyo y ha negado que, como sostiene la formación morada, prefiera el de "la derecha".

"Vamos a concentrarnos en esta investidura de julio", ha dicho Celáa, que también ha matizado la advertencia que lanzó este jueves la ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, al apuntar que no habrá un nuevo intento en septiembre. "No se confíen y no hablen de una primera investidura", dijo la ministra, en lo que fue tomado como toda una presión para que Unidas Podemos apoye ahora y no se arriesgue a una repetición de elecciones que obligatoriamente se convocarán a los dos meses de la primera votación si antes no hay nuevo presidente.

Celáa ha sido más conciliadora este viernes. Con los tiempos que maneja Sánchez y también con los compañeros de viaje que prefiere.

El Gobierno se mantiene en que la sesión de investidura cuya fecha fijará el presidente el martes que viene no ha de ser "fallida" sino que tener éxito. "Estamos decididos a trabajar en esta investidura en julio, vamos a intentar que por todo los medios que se sustancie en julio", ha dicho. "No nos ponemos en el escenario de una investidura fallida. Si se ponen de acuerdo los países europeos, cómo no nos vamos a poner de acuerdo nosotros", se ha preguntado en relación a los pactos que alcanzan otros lugares donde impera el multipartidismo desde hace años.

Nuevo intento en septiembre

Aunque queda claro que Sánchez quiere quedar reelegido antes del periodo de vacaciones, sin embargo, Celáa no ha sido tan tajante al descartar que en septiembre pudiera haber un nuevo intento, antes de que, según la Constitución, haya que volver a convocar elecciones transcurridos dos meses desde la primera votación que se espera para las próximas semanas.

Que haya un nuevo intento en septiembre dependerá de que "el candidato [Sánchez] vaya viendo cómo se articulan las piezas" y así decidirá "la estrategia a seguir", es decir, si volver a someterse a una nueva investidura, que sería un proceso que Celáa ha apuntado que también dependerá del rey, o ir a unas elecciones que ha asegurado que el Gobierno no quiere, no porque las encuestas no apunten a una nueva victoria socialista, sino por "respeto" a los votantes.

"Tiene que quedar claro que el Gobierno no quiere repetir elecciones", ha asegurado Celáa, sobre uno de los escenarios que barajan las fuerzas políticas ante la incertidumbre sobre a quién recurrirá Sánchez para ser reelegido.

Apoyo de Unidas Podemos

Una de ellas es Unidas Podemos, a quien Celáa ha vuelto de nuevo los ojos este viernes para volver a pedir su apoyo al gobierno de cooperación, no de coalición, que ofrece Sánchez. "La propuesta realizada por el propio presidente Sánchez es poderosa, de suficiente calado, importancia y contenido para que Unidas Podemos lo considere positivo", ha dicho Celáa, a clara distancia de la opinión entre los morados, para quienes es imprescidible entrar en el próximo Gobierno.

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, se lo dejó claro a Sánchez en su reunión del pasado lunes, de la que ninguno de los dos se movió de su posición, dificultando el apoyo de la formación morada e imposibilitando la investidura, a menos que Sánchez cuente con la improbable abstención del PP o Ciudadanos.

Para Podemos, la negativa de Sánchez a ceder a las demandas de Iglesias indica que el presidente ya ha decidido que prefiere el respaldo de la "derecha", PP y Cs, a los que lleva semanas pidiendo la abstención. En todo caso, Celáa ha negado una vez más que Sánchez quiera pactar con estos dos partidos.

"Estamos absolutamente sorprendidos de que Podemos haya afirmado que este gobierno quiere pactar con la derecha", ha dicho antes de aclarar que "otra cuestión" que se les haya pedido que "no obstaculicen".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento