Teresa Ribera
La ministra en funciones de Transición Ecológica, Teresa Ribera, (d) junto al CEO de Fineco Enrique Sáez, (i) en la mesa redonda este miércoles en el "Biscay ESG Global Summit". EFE/Luis Tejido

La ministra para la Transición Ecológica en funciones, Teresa Ribera, defendió este miércoles "no reír la gracia" a "analfabetos" ambientales que niegan el cambio climático y están al frente de altas responsabilidades públicas, en alusión velada a los presidentes de Estados Unidos y Brasil, Donald Trump y Jair Bolsonaro, respectivamente.

Ribera hizo esta consideración en una conversación mantenida en Madrid con Julia Marton-Lefévre, asesora en medio ambiente y desarrollo sostenible, y ex directora general de la UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza), en el marco de la jornada 'Stop pérdida de biodiversidad', organizada por la Fundación Biodiversidad en colaboración con la Fundación Abertis.

La ministra comentó que sobre la transición ecológica hay "algo de desconocimiento" y "mucho de miedo porque no se hacen visibles las alternativas", por lo que instó a contrarrestar "conductas" de dirigentes políticos contrarios para que se sientan "avergonzados".

"Cuando uno es analfabeto no se da cuenta de las barbaridades que dice, pero a mí me parece que a partir de determinados niveles de decisión no debería ser tolerable ser analfabeto", indicó, antes de abogar por "no reír la gracia a quien no la tiene" porque el hecho de que "un analfabeto diga barbaridades desde posiciones públicas al final genera problemas y costes para todos".

La jornada fue inaugurada por el director de la Fundación Abertis, Sergi Loughney, y contó con la intervención posterior de Unai Pascual, del Centro Vasco para el Cambio Climático, así como una mesa redonda en la que participaron el propio Pascual; Victoria Reyes, de la Universidad Autónoma de Barcelona, y Álvaro Fernández-Llamazares, de la Universidad de Helsinki (Finlandia).

Estos expertos participaron en el reciente informe 'Evaluación global sobre la biodiversidad', de la Plataforma Intergubernamental de Ciencia y Política sobre Biodiversidad y Servicios Ecosistémicos (Ipbes, por sus siglas en inglés), que constituye la revisión científica sobre el estado de la biodiversidad más completa realizada hasta ahora y concluye que un millón de especies animales y vegetales están amenazadas de extinción.