Theresa May y Jean-Claude Juncker
Theresa May junto a Jean-Claude Juncker en su llegada a la cumbre extraordinaria por el 'brexit' de este sábado. EFE

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, advirtió este miércoles en una conversación telefónica a la primera ministra británica, Theresa May, en contra de retrasar el brexit más allá de la fecha en que se celebran elecciones al Parlamento Europeo, del 23 al 26 de mayo.

"El presidente (de la CE) advirtió claramente a la primera ministra en contra de una fecha para la extensión que sea posterior a la celebración de las elecciones al Parlamento Europeo", dijo el portavoz jefe del Ejecutivo comunitario, Margaritis Schinas, durante una rueda de prensa.

El portavoz añadió que, si la fecha de la prórroga va más allá del 23 de mayo, se deben convocar elecciones a la Eurocámara en el Reino Unido. "Esa es la posición de la Comisión y eso es de lo que el presidente (de la CE) informó a la primera ministra", recalcó.

Esta reacción surge después de que May haya informado al Parlamento británico de que ha escrito al presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, para solicitar una prórroga del brexit hasta el próximo 30 de junio.

En la sesión semanal de preguntas a la primera ministra en la Cámara de los Comunes, May afirmó que, como jefa del Ejecutivo británico, no está dispuesta a prolongar más tiempo el proceso de retirada del Reino Unido de la UE.

La solicitud para extender la validez del Artículo 50 del Tratado de Lisboa -que establece la salida de un país comunitario- más allá de la fecha original del 29 de marzo, debe ser ahora aprobada por unanimidad por los otros 27 países de la UE.

En una acalorada sesión parlamentaria, la líder conservadora se mostró contraria a postergar mucho más el brexit para evitar, entre otras cosas, que el Reino Unido participe en las elecciones europeas. Agregó que esa posibilidad no sería de interés de "nadie" y constituiría algo "inaceptable" puesto que los británicos votaron hace casi tres años en un referéndum a favor de salir de la UE.

¿Qué dice la carta?

May ha trasladado a sus colegas de la UE que pretende volver a llevar al Parlamento el Acuerdo de Retirada del bloque para su aprobación. Antes de esa nueva votación "significativa" en Westminster, la primera ministra ha pedido que el Consejo Europeo apruebe los "documentos suplementarios" que ella firmó con Juncker el 11 de marzo, para que Londres pueda llevar esos acuerdos a la Cámara de los Comunes y "confirmar los cambios" en su propuesta, de cara a someter todo el texto a votación.

En este contexto, May ha avisado de que también pretende exponer en los Comunes propuestas "domésticas" para "confirmar" sus "compromisos previos" a favor de la protección del mercado interior británico, "dadas las preocupaciones expresadas por la salvaguarda" de la frontera entre la región británica del Úlster e Irlanda.

Por ello, presentará una moción para defender una salida "ordenada" de la UE y a favor de una "fuerte alianza futura" con el bloque que "demandan" el "futuro del continente" y "la economía y la seguridad de los ciudadanos de Reino Unido".

May ha dicho que si su moción es aprobada, el Parlamento británico "procederá a ratificar" el acuerdo de salida de la Unión Europea "de forma constructiva". Llegada a este punto, ha señalado que todo este proceso no se completará antes del 29 de marzo, la fecha oficial de inicio del brexit, y ha admitido que el calendario "es actualmente incierto", por lo que ha considerado necesario solicitar esta prórroga "corta" de la aplicación del Artículo 50 del Tratado de Lisboa.