Jessica Simpson
La cantante Jessica Simpson y su hijo Ace Johnson en Disneyland. GTRES

Una embarazadísima Jessica Simpson ahora tiene un inodoro roto para agregar a la lista de sus problemas durante su tercer embarazo.

La joven, de 38 años, está preparada para recibir muy pronto a una niña, pero ha sido muy sincera con la cantidad de dificultades con las que se está encontrado en el camino: ansiedad, insomnio, dolor de espalda, pies hinchados...

Según ha revelado la cantante con la tapa de váter en la manos, el baño tampoco es un lugar seguro en dado su avanzado estado de gestación. Jessica ha compartido un divertido post con sus fans en Instagram. "Advertencia... No te recuestes en el inodoro cuando estés embarazada", cuenta a sus 4,5 millones de seguidores,

Ver esta publicación en Instagram

Warning...Don’t lean back on the toilet when pregnant 🤦🏼‍♀️

Una publicación compartida de Jessica Simpson (@jessicasimpson) el12 Feb, 2019 a las 5:40 PST

Los fans se apresuraron a compartir emojis con caras llorando de risa, mientras una persona le dijo: "¡Dios mío, esto me pasó!"

Lo que más le ha gustado a los usuarios es la honestidad con la que Jessica ha hablado sobre esta situación un tanto vergonzosa: "Por eso me gustas, honestidad pura".

Hace pocos días, Simpson compartió un selfie en que explicaba que estaba sufriendo reflujo. "El reflujo del embarazo me ha llevado a comprar de mi propio sillón reclinable para dormir".

Ver esta publicación en Instagram

Severe pregnancy acid reflux has led to the purchase of my very own sleep recliner 😂🤣🤗

Una publicación compartida de Jessica Simpson (@jessicasimpson) el12 Feb, 2019 a las 3:55 PST

"Tus publicaciones sobre el embarazo son tan reales y lo más destacado de mi día", le comenta una persona.