Una delegación de EH Bildu, encabezada por el parlamentario Iker Casanova y el concejal de Sestao Mikel Izquierdo, ha acudido este lunes al astillero para mostrar su solidaridad con la plantilla de La Naval, que ha estado reunida durante toda la mañana para abordar "la grave situación que se generará ante el inminente despido de toda la plantilla, que se materializará, si nadie lo remedia, este miércoles", ha lamentado Casanova.

El parlamentario de EH Bildu ha insistido en que "es responsabilidad del Gobierno Vasco encontrar una solución para el futuro del astillero". "El Gobierno Vasco, con su Consejería de Industria al frente, lleva dos años buscando excusas, en lugar de buscar soluciones para comprometerse con el futuro de La Naval", ha censurado.

A su entender, es necesaria "una intervención decidida por parte de las instituciones para que este astillero pueda tener futuro". Casanova ha asegurado que "es posible una intervención pública, es necesario crear una empresa que pueda hacerse cargo de este astillero con participación principalmente pública, y lo que no es de recibo es que se esté produciendo una inhibición institucional por razones puramente ideológicas".

El parlamentario de EH Bildu ha criticado que el Gobierno Vasco "prefiere buscar excusas, confiar en el mercado, prefiere repetirnos una y otra vez que hay inversores interesados, pero mientras pasa el tiempo, un tiempo que se agota, el miércoles supondrá un hito muy importante con el despido de los trabajadores, y a partir del cual será difícil que este astillero vuelva a arrancar".

"Entendemos que esta actitud es irresponsable para con La Naval, sus trabajadores y trabajadoras, la Margen Izquierda y el conjunto de la industria vasca", ha insistido, para pedir al Gobierno Vasco que, "de una vez por todas, deje de esconderse, dé la cara y asuma el liderazgo de un rescate público para el astillero de La Naval".

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.