Pedro Sánchez charla con Raúl Castro
Sánchez y el expresidente cubano Raúl Castro, en 2015. EFE

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha evitado este miércoles hasta en dos ocasiones responder a la pregunta del presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, acerca de si se reunirá con la oposición o si pedirá la libertad de los presos políticos en el viaje oficial que hará a Cuba el 22 y 23 de noviembre próximos. No obstante, en una respuesta más genérica, ha asegurado que defenderá los derechos humanos y que no irá "sólo como un vendedor".

La oposición cubana ha sido uno de los numerosos temas que se han tratado en la comparecencia de Sánchez en el Congreso, en principio, para presentar las conclusiones del último Consejo Europeo y también para fijar la posición del Gobierno por lo que respecta a la venta de armamento a Arabia Saudí.

En un extenso debate que se ha prolongado durante más de cinco horas, Rivera le ha preguntado en dos ocasiones si piensa reunirse con la oposición cuando vaya a Cuba.

En una primera respuesta, Sánchez ha señalado que no sólo él visitará la isla, sino que, por ejemplo, también lo hicieron con anterioridad el expresidente de Estados Unidos, Barack Obama, o varios Papas, desde Juan Pablo II a Francisco. "Me critica que vaya a Cuba, ¡si han ido hasta tres Papas!" , ha replicado el presidente a Rivera.

Sin embargo , el líder de Ciudadanos no se ha quedado conforme y en una réplica posterior ha vuelto a la carga sobre el tema que realmente importa al partido naranja, que no ve con malos ojos que Sánchez visite Cuba pero le reclama que se reúna con la oposición.

"¿Va a defender los derechos humanos a Cuba, sí o no?", le ha espetado Rivera, que ha recordado a Sánchez que "Obama fue a Cuba y en el discurso pidió la liberación de los presos políticos y se reunión con las Damas Blancas", ha dicho, en alusión a las Damas de Blanco. "Escuche a los disidentes cubanos".

Con un tono crispado, Sánchez ha zanjado la cuestión diciendo replicando su pregunta y con una sucinta respuesta. "Está dispuesto a defender los derechos humanos en Cuba? La respuesta es sí,estamos de acuerdo. Ya no voy sólo como un vendedor", ha replicado el presidente.