Funnydent
Imagen de archivo de una clínica dental de Funnydent. EUROPA PRESS - Archivo

La jueza que investiga el caso Funnydent ha rechazado nuevamente citar a los afectados y perjudicados por el cierre sorpresivo de las clínicas dentales en enero de 2016.

En una providencia, la titular del Juzgado de Primera Instancia a Instrucción número 4 de Navalcarnero (Madrid), Teresa Álvarez de Sotomayor Soria, descarta citarles en la causa que investiga al dueño de las clínicas, Cristóbal López Vivar, por presuntamente estafar 8,8 millones a más de 2.400 pacientes.

"En relación con posibles testigos/perjudicados, y dada la fecha de inicio de sus tratamientos, no se considera útil ni pertinente para el esclarecimiento de los hechos investigados la diligencia interesada", señala la magistrada.

Nunca han llegado a declarar

Se da la circunstancia de que los afectados no han declarado jamás ante el juzgado pese a las múltiples peticiones cursadas. Una y otra vez todas ellas han sido rechazadas.

En esta última ocasión, los afectados de Alcobendas y San Sebastián de los Reyes, en Madrid, solicitaron que les tomara declaración en calidad de perjudicados por tratarse de víctimas de un delito de estafa, ya que son aquellos que pagaron los tratamientos en metálico cuando Funnydent "ya sabía que no iba a poder prestar el servicio ante el estado de la empresa", explican fuentes jurídicas.

"Los que tenían aseguradoras o compañías de seguros han visto cómo estas se hacían cargo de su situación, pero los que pagaron en metálico se quedaron desnudos", añaden las fuentes.

También rechaza citar al dueño de Funnydent

Igualmente, la jueza rechaza citar al propietario, Cristóbal López Vivar, al asegurar que "habiendo prestado ya el investigado declaración ante este Juzgado en dos ocasiones".

Es por ello que las fuentes no descartan que la jueza acabe archivando nuevamente el procedimiento, habida cuenta de que "no es partidaria de realizar nuevas diligencias", pese a que la Audiencia Provincial de Madrid así se lo ordenó cuando reabrió la causa al apreciar "indicios de delito" revocando el archivo de la magistrada.

Petición de documentación

Por otra parte, en la investigación contra los dos antiguos administradores únicos de las clínicas, que fueron nombrados por el juzgado, la jueza ha requerido a uno de ellos que aporte abundante documentación que no figura en las cuentas entregadas al juzgado.

La magistrada pide a David Mateo López en una providencia que aporte en el plazo de diez días "toda la documental relativa a los gastos que no constan justificados en el extracto de la cuenta bancaria de la administración judicial".

En concreto, solicita las extracciones de dinero en efectivo, viajes, restaurantes, peajes, estaciones de servicio y seguros de los coches, tal y como interesa la Fiscalía.

La investigación tiene su origen en una denuncia de López Vivar contra Rafael Segura Ramón Gabriel y David Mateo López por los delitos de administración desleal, apropiación indebida y estafa.

Estos fueron nombrados por el juzgado como administradores judiciales el 12 de abril de 2016 para gestionar las clínicas en la Comunidad de Madrid y en Cataluña, al declarar la intervención judicial de las sociedades mercantiles que conforman Funnydent, y hace un par de meses fueron cesados de sus puestos, de forma que López Vivar recuperó parte del control de sus empresas.

El antiguo responsable de las clínicas acusa a los gestores de dilapidar sus bienes y de enriquecerse, si bien los administradores afirman estar "bastantes tranquilos" dado que han cumplido con su trabajo de "atender a todos los afectados".

Consulta aquí más noticias de Madrid.