Chris Pine
El actor estadounidense Chris Pine llega al estreno de la película 'Outlaw King' ('El rey proscrito'), durante el 43° Festival Internacional de Cine de Toronto (TIFF), en Toronto (Canadá). Warren Toda / EFE

La gran fiesta cinematográfica en Canadá, el Festival Internacional de Cine de Toronto (TIFF), comienzó este jueves, influida por el escándalo de abusos del productor Harvey Weinstein y con el estreno mundial de El rey proscrito, un film de Netflix.

A lo largo de sus 43 años de historia, el TIFF se ha ganado el prestigio de ser uno de los festivales de cine más importantes del mundo y la plataforma de lanzamiento de muchos de los filmes que aspiran a llegar a las nominaciones para los Óscar. Por ello, al TIFF acuden centenares de los nombres más conocidos del mundo del cine: actores, directores, productores, guionistas y distribuidores.

Este año, por ejemplo, los organizadores anunciaron que alrededor de 500 destacados nombres de la industria pasarán por Toronto hasta el 16 de septiembre para participar en la muestra. Nombres como Ryan Gosling, Susan Sarandon, Melissa McCarthy, Lady Gaga, Jake Gyllenhaal o Javier Bardem.

Tolerancia cero

El TIFF fue uno de los escenarios frecuentados por Harvey Weinstein, el productor estadounidense que durante años fue uno de los más reputados de Hollywood y hoy acusado por decenas de actrices de acoso y abusos sexuales. Precisamente fue en el TIFF donde Weinstein habría acosado a Mira Sorvino, en 1995, y Erika Rosenbaum, según sostienen las dos actrices.

Así que este año los directores del TIFF, Piers Handling y Cameron Bailey, anunciaron que el festival ha advertido de forma expresa a todos los que participan este año en la muestra que "el acoso y el abuso no serán tolerados" y que "habrá repercusiones".

Por primera vez en su historia, el TIFF ha habilitado una línea telefónica para que las posibles víctimas de acoso y abuso puedan denunciar con seguridad y de forma confidencial cualquier incidente.

Además, el TIFF ha lanzado una campaña de recogida de fondos denominada "Share Her Journey", para "aumentar la participación, capacidades y oportunidades para mujeres detrás y frente a las cámaras". Una de las primeras iniciativas de "Share Her Journey" es una manifestación que se llevará a cabo el sábado y en la que participarán, entre otros, la actriz estadounidense Geena Davis y la directora británica Amma Asante.

Siete filmes de Netflix

Además del escándalo de abusos sexuales de Weinstein, la edición de este año del TIFF también muestra más que nunca la creciente importancia de plataformas digitales para el sector. De hecho, este año TIFF proyectará hasta siete filmes "originales" de Netflix.

En este contexto es en el que en la noche de este jueves se estrenó El rey proscrito, la primera vez en la historia de TIFF que una película de Netflix tiene el honor de abrir la muestra canadiense.

El film, del director David Mackenzie (Comanchería) e interpretado por Chris Pine, Aaron Taylor-Johnson y Florence Pugh, se centra en la vida de Robert the Bruce, Roberto I de Escocia, un noble escocés que en 1297 se rebeló contra el rey Eduardo I de Inglaterra.

Tras años de conflicto en los que combatió a los ingleses con una guerra de guerrillas, Roberto I garantizó la independencia de Escocia tras la batalla de Bannockburn en 1314.

342 películas

El rey proscrito es uno de los 342 filmes que el TIFF proyectará este año, 147 de ellos estrenos mundiales, hasta el día del cierre de la muestra, el 16 de septiembre, con el largometraje Jeremiah Terminator LeRoy, en el que participan las actrices Kristen Stewart y Laura Dern, y que ha sido dirigido por Justin Kelly.

El rey proscrito es uno de los filmes que ya está siendo incluido en la lista de películas que pueden aspirar a nominaciones a los Óscar junto con ROMA, del director mexicano Alfonso Cuarón, y 22 de julio, de Paul Greengrass.

Es de destacar que ROMA, que ha sido rodada en película de 65 milímetros y en blanco y negro, se proyectará en el TIFF siete veces, más del doble de lo habitual en el festival de Toronto, donde las cintas se muestran en dos o tres ocasiones.

Otras películas que suenan para el Óscar son la producción de Hollywood First Man (El primer hombre), con el canadiense Rayn Gosling; Ha nacido una estrella, el debut como director de Bradley Cooper y protagonizada por Lady Gaga, y Windows, del director Steve McQueen, con Viola Davis y Colin Farrell.