Los hechos se han conocido esta misma semana a través de una publicación del diario La Razón y varios medios locales ya se han hecho eco de la noticia, confirmada por Europa Press.

Según el relato de la denunciante, el agresor, que aún a día de hoy ostenta el acta de concejal de La Hiniesta aunque ya ha presentado su baja del partido, la invitó a entrar en la sala de reuniones de la sede del PSOE en Zamora y una vez dentro, "cerró la puerta y se abalanzó sobre ella, inmovilizándola e intentando besarla".

Prosigue el relato publicado por La Razón que el presunto agresor "la agarró por el pelo, la forzó a echar atrás la cabeza y la mordió en el cuello, la cara y los labios, a la vez que trataba insistentemente de introducir la lengua en su boca".

La denunciante afirma haber hablado con varios cargos del PSOE de Zamora para poner el asunto en su conocimiento después de la agresión, sin que éstos tomaran partido. El actual secretario provincial del PSOE de Zamora, Antidio Fagúndez, ha asegurado que lo que hicieron esos cargos fue animarla a denunciar.

Según ha explicado Fagúndez a Europa Press, que en el momento de la agresión aún no era el líder de los socialistas zamoranos, el denunciado ha abandonado el partido y dimitido de todos sus cargos orgánicos.

No obstante, el presunto agresor todavía mantiene su acta de concejal en la localidad de La Hiniesta. "El acta es personal, no es del partido. Nosotros no podemos quitarle el acta porque es una responsabilidad suya. Lo que sí podemos confirmar es que esa persona ya no forma parte del Partido Socialista. De hecho, el mismo día que nosotros conocimos los hechos, él acudió a la sede del partido para presentar su dimisión de todos los cargos", ha defendido Fagúndez. El acusado era secretario de Administración.

El secretario provincial del PSOE de Zamora, no obstante, ha asegurado "no tener nada más que decir" y ha instado a "esperar y respetar la resolución judicial y lo que los jueces digan".

Consulta aquí más noticias de Zamora.