En rueda de prensa, el diputado foral de Cultura, Denis Itxaso, ha indicado que la comisión para la conservación y armonios, constituida por Diputación y Diócesis, han acordado convocar un concurso público para seleccionar el proyecto de restauración. Las obras comenzarán antes de fin de año y finalizarán en 2020. Posteriormente se restaurará el órgano de San Pedro de Bergara.

"Los órganos románticos de Gipuzkoa constituyen uno de los patrimonios artísticos más relevantes y la Diputación ha constituido una comisión de expertos que vele por su mantenimiento y conservación", ha explicado.

La Comisión está asesorada por una Comisión Técnica coordinada por el profesor de órgano de Musikene, Esteban Landart, e integrada por expertos de diferentes disciplinas relacionadas con el patrimonio organístico, así como por intérpretes de este instrumento y representantes de la diócesis, las parroquias y los ayuntamientos. Este organismo asesora sobre la pertinencia o no de incidir cualquier intervención en un instrumento.

La institución foral ha encomendado al Conservatorio Superior de Música de Euskadi, Musikene, que dirija los trabajos previos de investigación de organería que son necesarios en cada una de las intervenciones en los órganos románticos del territorio.

Los primeros trabajos que acometerá esta comisión es la realización de las obras de rehabilitación de los órganos de Santa María de San Sebastián y posteriormente, el de San Pedro de Bergara.

El órgano de la parroquia de Santa María del Coro de San Sebastián es el último construido por el maestro organero Cavaillé-Coll y constituye el prototipo de órgano romántico en su estado original. Fue armonizado por Fernand Prince e instalado en 1863. "Según los expertos tiene un gran reconocimiento internacional por ser uno de los más apropiados para interpretar la música de César Franck", ha indicado Itxaso.

Para su rehabilitación la Comisión Técnica ha realizado un estudio sobre el estado de conservación del instrumento y ha preparado el correspondiente pliego de condiciones sobre el que la parroquia titular ha realizado una convocatoria pública a empresas organeras especializadas para la presentación de anteproyectos, con el objeto de seleccionar a las empresas redactoras del proyecto de ejecución.

Tras haberse realizado la selección de los dos mejores anteproyectos,

la parroquia ha encargado la redacción del proyecto de ejecución a las empresas cuyo anteproyecto ha sido seleccionado.

El plazo de entrega de los proyectos finaliza el 30 de septiembre. Itxaso ha indicado que a finales de octubre se presentarán ambos proyectos y la empresa que presente el mejor será la adjudicataria de la restauración. Habrá un premio en metálico para la empresa que resulte en segundo lugar, de cara a compensar el trabajo de preparación del proyecto. Antes de fin de año comenzarán los trabajos que finalizarán en 2020.

La restauración tiene un coste estimado entre 600.000 y 800.000 euros. La diputación aportará el 50% en resto será financiado a partes iguales por la Diócesis y el Ayuntamiento.

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.