El auto hecho público por Ismael Moreno, juez de la Audiencia Nacional, revela que en la operación llevada a cabo por la Guardia Civil durante el pasado fin de semana en Barcelona tuvo especial importancia la declaración de un testigo protegido. Este testigo es un colaborador de los servicios secretos franceses, según informaron fuentes de la investigación.

Conde- Pumpido asegura que hay pruebas que demuestran que eran seis los islamistas que preapraban el atentado

Su testimonio habría permitido a las Fuerzas de Seguridad localizar la célula islamista cuando todavía la formaban tres miembros, y aguardar al momento en el que se iban a producir los atentados para actuar. Las informaciones facilitadas por este testigo protegido fueron posteriormente con las declaraciones de los detenidos en su interrogatorio.

Entre otros aspectos, el testimonio aportado por el testigo protegido permitieron determinar que se trataba de un grupo especializado en la fabricación de artefactos explosivos muy organizado y encabezado por Hafeez Ahmed, afirmaciones corroboradas por los imputados Maroof Ahmed, Qadeer Malik y Sahib Iqbal; del mismo modo, también permitieron determinar que entre los miembros de la célula islamista había personas dispuestas a suicidarse en los atentados.

Durante el trascurso de esta operación se detuvo a 14 presuntos terroristas islamistas que estaban preparando un gran atentado en la red de transportes públicos de la capital catalana, al estilo de los atentados del 11 de marzo de 2004 en Madrid, en los que murieron 192 personas.

Aunque en un principio se dijo que eran tres los que estaban dispuestos a atentar, el fiscal general del Estado, Candido Conde-Pumpido, ha asegurado que hay indicios sólidos de que eran seis los islamistas que iban a tomar parte en el atentado.

Inminentes "actuaciones preventivas"

Por su parte, el director general de la Policía y la Guardia Civil, Joan Mesquida, ha asegurado que los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado van a realizar "muchas actuaciones preventivas" ante potenciales amenazas islamistas con voluntad de atentar.

Nos podemos arriesgar a que en un momento puedan tener éxito

Uniéndose a las declaraciones de Alonso, Mesquida ha dicho que no "nos podemos arriesgar a que en un momento puedan tener éxito". "Lo importante es estar muy pendiente de ellos para evitar que tengan acceso a la fabricación de armas, para consumar su voluntad", ha declarado.

Mesquida se ha mostrado especialmente preocupado por el "perfil suicida" de algunos de los presuntos terroristas detenidos, un aspecto que llevó a precipitar la actuación de la Guardia Civil, ya que se interpretó como "el salto cualitativo de pasar a la acción".

Refuerzo de la seguridad

En los últimos días se ha notado un incremento de la seguridad en las principales estaciones de metro y Renfe de la capital catalana. La red de Metro cuenta con 2.600 cámaras de vigilancia y en las entradas a las estaciones se ha incrementado el personal de seguridad.

El ayuntamiento de Barcelona ha anunciado esta mañana que se ha comenzado a cambiar el modelo de papeleras de las estaciones para hacerlas transparentes y poder ver lo que hay en su interior.

Encuesta

¿Es posible otro atentado como el del 11-M en España?

Sí, esto lo demuestra.
40,66 % (272 votos)
Sí, y desmiente a quienes identificaron el 11-M con Irak.
27,65 % (185 votos)
Sí, pero esta vez sí serán suicidas.
12,56 % (84 votos)
No, España ya salió de Irak, no tiene sentido.
4,63 % (31 votos)
No lo sé, pero me preocupa mucho más ETA.
7,17 % (48 votos)
No, ni tampoco habrán más atentados de ETA o el GRAPO.
7,32 % (49 votos)