Rodrigo Duterte
El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, durante un discurso en su país. EFE

El alto comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad al Hussein, ha sugerido este viernes en Ginebra (Suiza) que el presidente filipino, Rodrigo Duterte, “necesita una evaluación psiquiátrica”.

Zeid se ha referido así a los comentarios del mandatario filipino en relación con la relatora especial de Naciones Unidas sobre ejecuciones extrajudiciales, Agnes Callamard.

El año pasado Duterte amenazó con “abofetear” a Callamard por vincular las ejecuciones extrajudiciales en el país con la campaña gubernamental contra las drogas que se estaba realizando en el momento.

El alto comisionado ha tachado dichos comentarios del gobernante filipino de “inaceptables”, a lo que ha añadido: “Me hacen pensar que necesita una evaluación psiquiátrica”.

Por su parte, el máximo responsable de Derechos Humanos de la ONU agregó que el comportamiento de Duterte es “indignante” y que hace falta “una respuesta contundente” del Consejo de la ONU.

Según el recuento de las ONG, un total de 7.000 muertes se han registrado en año y medio debido a estos ataques durante su campaña electoral. Ante dichas acusaciones, Duterte calificó a la ONU de “inútil” y amenazó con sacar su país de la organización.