Montaje 'Presos políticos' ARCO Junqueras
Montaje 'Presos políticos' de Santiago Sierra EUROPA PRESS

 

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha criticado este miércoles la decisión acatada por la galerista Helga de Alvear de retirar de su estand en ARCO la serie de fotografías de Santiago Serra Presos Políticos en la España Contemporánea y ha apelado a la libertad de expresión.

En los pasillos del Congreso, Iglesias ha advertido de que "no es compatible con la democracia que haya determinados temas que no se puedan tocar o sobre los que se pueda hablar".

Fuentes de la galería han indicado este miércoles que han decidido, a petición de ARCO, retirar la obra de Santiago Sierra, en la que aparecen, pixeladas, imágenes de "reconocidos encarceledos" como Oriol Junqueras y los jóvenes acusados de agredir a dos guardias civiles en Alsasua (Navarra).

Una decisión que no ha gustado al líder de Podemos, quien ha insistido en que "en democracia tiene que haber libertad de expresión".

También se ha pronunciado al respecto Ramón Espinar, Secretario General del partido de Iglesias en la Comunidad de Madrid, a través de su cuenta de Twitter.

"La libertad de expresión sirve para poder decir lo que alguien no quiere que se diga. Si el Gobierno y sus aliados tienen potestad para cancelarla, no hay Libertad. Hay una ofensiva contra la democracia", ha escrito en la red social.

Desde Podemos se ha pronunciado, a su vez, la concejala del Ayuntamiento de Madrid Rita Maestre mediante un tuit: "Nosotros,con la libertad de expresión y la libertad artística".

Por su parte, ARCO ha emitido un comunicado en el que explica por qué han retirado finalmente la obra de Santiago Sierra a petición de Ifema.

La institución alega que su decisión la hacen "desde el máximo respeto a la libertad de expresión", ya que la polémica suscitada "está perjudicando la visibilidad del conjunto de los contenidos que reúne ARCOmadrid 2018".

ARCO entiende que "es su responsabilidad, como organizadora, tratar de alejar de su desarrollo los discursos que desvíen la atención del conjunto de la feria", defiende en la nota.

PSOE: "Es positivo, hay que rebajar la tensión"

La portavoz del PSOE en el Congreso de los Diputados, Margarita Robles, ha aplaudido la decisión de ARCO de retirar la obra Presos Políticos en la España Contemporánea, porque "todo lo que ayude a bajar la tensión hay que valorarlo positivamente".

"En este momento todo lo que contribuya a tranquilizar el ambiente y la crispación es positivo", ha destacado Robles a preguntas de los periodistas en el Congreso.

"Hay que intentar rebajar la tensión", ha insistido la portavoz socialista, para quien resulta "imprescindible" que en Cataluña se recupere el clima de diálogo.

Benzo: "En España no hay presos políticos"

El secretario de Estado de Cultura, Fernando Benzo, ha destacado que en España no hay presos políticos y ha considerado que la retirada de la obra de Santiago Sierra del estand de ARCO ha podido deberse a un tema "conceptual".

A su llegada a la feria de arte contemporáneo para anunciar el acuerdo alcanzado con la coleccionista Ella Fontanal-Cisneros para donar parte de su colección de arte a España, el secretario de Estado ha recordado que ni el Gobierno ni la Administración general del Estado tienen ningún papel en ARCO.

"Ni nos corresponde ni nos afecta en términos competenciales", ha insistido Benzo, que ha opinado que se trata de una decisión de una galería privada y en base a los criterios de la propia galería que hay que respetar, ha dicho.

"No he visto la obra pero lleva el título de 'presos políticos' pero si hay fotografías de personas que no son presos políticos hace pensar que conceptualmente no estaba bien ajustada la obra y es un criterio artístico que se ha tomado a la hora de retirarlo", ha alegado Benzo.

Los artistas "tienen derecho a decir lo que quieran y yo soy partidario de la libertad vinculada a la cultura pero a partir de esa libertad una galería puede tomar las decisiones que quiera", ha indicado.

Tardá, una "censura" propia del "régimen de Erdogán"

El portavoz de ERC en el Congreso, Joan Tardá, ha denunciado la "censura" cometida por la Fundación ARCO y ha considerado este hecho propio del "régimen de (Recep Tayyip) Erdogán", presidente turco.

"Bienvenidos a Turquía", ha dicho Tardá cuando se le ha preguntado por la decisión de ARCO. El portavoz de ERC ha lamentado este "ejercicio de hipocresía tan superlativo" y ante la excusa de evitar la polémica ha señalado que el arte contemporáneo y la polémica "van unidos".

"La validez del arte contemporáneo es esto precisamente, que rompe y abre senderos", ha apostillado.

Y ha anunciado que Esquerra piensa pedir de inmediato que se tomen medidas al respecto, como reclamar al Gobierno que retire subvenciones o beneficios fiscales a la Fundación ARCO.

"No va a salir gratis este hecho que no tiene parangón", ha subrayado Tardá, quien también espera un pronunciamiento al respecto por parte del Ayuntamiento de Madrid.

Está convencido de que el Consistorio lo hará porque "soportar esta vergüenza no tiene sentido en un marco como el del arte en Madrid", y ha añadido en este sentido que "no queda muy bien" esto para una ciudad como Madrid, y además "ofende" a sus ciudadanos.

El portavoz independentista ha señalado que "en caso de dudas siempre tiene que prevalecer la libertad de expresión" y ha insistido en que ARCO debería rectificar para "evitar que les caiga la cara de vergüenza".

PDeCAT lo considera una "injerencia política"

El portavoz del PDeCAT en la Comisión de Cultura del Congreso, Sergi Miquel, ha considerado una "injerencia política" la retirada de la obra de Santiago Sierra 'Presos Políticos en la España Contemporánea" de ARCO y ha denunciado un "acoso" del Estado a todas las expresiones culturales y políticas que no le gustan.

En una rueda de prensa en el Congreso, Miquel ha asegurado que, según lo constatado esta semana, "el Estado está dispuesto a acabar con todas las manifestaciones culturales y políticas" que les sean molestan o que no le plazcan", algo que cree que ya se había comprobado en Cataluña desde una perspectiva política.

El PDeCAT ha registrado este miércoles una serie de preguntas para conocer la opinión del Gobierno sobre la retirada de la obra de Santiago Sierra de un estand de ARCO, que considera un "ataque directo" a la libertad de expresión en un ámbito que, como el arte, "debería de poder provocar sin injerencias o interferencias políticas".

Miquel ha explicado que aunque el Gobierno no forma parte directa de los órganos de dirección de Ifema, sede de la feria, el PDeCAT quiere conocer su opinión al respecto, ya que lo que hay detrás de esta retirada es "una injerencia política para evitar una polémica" que no debería existir en una certamen de la trayectoria de ARCO.

Además, ha instado a la sociedad civil a buscar, junto a los partidos políticos, la "fórmula justa" para denunciar este acoso por parte del Estado a manifestaciones culturales o políticas, con lo que está creando "una distopía" que hace saltar todas las alarmas.

El Ayuntamiento "no comparte la decisión"

El Ayuntamiento de Madrid ha rechazado este miércoles la decisión de Ifema y ha pedido la celebración de una junta urgente para este mismo día, han informado fuentes municipales.

Las mismas fuentes han indicado que el Ayuntamiento "no comparte la decisión" de Ifema y que, por tanto, ha solicitado la celebración de una junta urgente "virtual" que tendrá lugar a las 13.00h y en la que pedirá que se rectifique esta decisión.

Además, han señalado que el Ayuntamiento de Madrid, que forma parte del consorcio institucional de Feria de Madrid, no era conocedor de la decisión de la entidad ferial.