Pazo de Meirás
Pazo de Meirás EUROPA PRESS

La Xunta de Galicia tiene derecho a comprar de forma preferente el Pazo de Meirás si los nietos de Franco, herederos de este bien declarado de interés cultural, lo ponen a la venta. Con todo, la Consellería de Cultura no tiene constancia de que se encuentre en esta situación, algo que es obligado por ley, y reitera que no va a invertir dinero público para incorporarlo al patrimonio gallego.

Concretamente, la Ley de Patrimonio Cultural de Galicia obliga a la familia Franco a notificar a la Xunta de Galicia la intención de vender el Pazo, dada su condición de monumento protegido como Bien de Interés Cultural, pero no tienen "ninguna comunicación" oficial de esta situación. El periódico 'OK diario' avanzó la intención de los herederos de vender este inmueble.

En todo caso, fuentes de la Consellería de Cultura han ratificado a Europa Press que, como ordena el mandato parlamentario y expresó el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, la Administración autonómica no tiene ninguna intención de pagar dinero por este inmueble.

De hecho, el acuerdo de los grupos parlamentario fue impulsar una comisión para estudiar la incorporación de este bien al patrimonio público y que preside el profesor de la Universidade de Santiago de Compostela (USC) Xosé Manuel Núñez Seixas.

PREFERENCIA DE COMPRA

Según recoge el artículo 49 de la Ley de Patrimonio gallega, "cualquier pretensión de transmisión" de las propiedades protegidas como Bienes de Interés Cultural debe ser comunicada a la Administración. La intención, apunta "deberá ser fehacientemente notificada a la consellería competente en materia de patrimonio cultural con indicación del precio y de las condiciones en las que se proponga realizar".

Del mismo modo, prosigue, llegado a un acuerdo, deberá "acreditarse también la identidad de la persona adquiriente", llegado el momento. Al tratarse de un BIC, la Xunta "dispondrá de un plazo de tres meses para ejercer el derecho de tanteo", esto es, tendrá preferencia para adquirir el bien al mismo precio que se haya acordado con un vendedor privado.

"Si la pretensión de transmisión y sus condiciones no fueren notificadas correctamente, se podrá ejercer, en los mismos términos previstos, el derecho de retracto, en el plazo de un año a partir de la fecha en la que se tenga conocimiento de las condiciones y del precio de la enajenación", finaliza la Ley de Patrimonio.

"NO ESTAMOS POR LA LABOR DE PAGAR DOS VECES"

Sobre la posibilidad de que el Pazo de Meirás pase a manos públicas, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ya se pronunció el pasado mes de septiembre cuando rechazó una expropiación forzosa, así como de adquirir el bien con fondos públicos.

"Podemos expropiar o podemos comprar. Yo creo que los gallegos no estamos por la labor de pagar dos veces el Pazo de Meirás. Lo pagamos en el año 38 cuando lo donamos a la familia y estoy seguro de que en el año 2017 no estamos dispuestos a volver a comprar esa propiedad", indicó entonces, cuando llamó a los Franco a realizar una cesión "gratuita".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.