El autor confeso de la muerte de Diana Quer, el Chicle, acude al juzgado.
El autor confeso de la muerte de Diana Quer, el Chicle, acude al juzgado. EUROPA PRESS

Sin variar su actitud con respecto al pasado lunes, cuando se acogió a su derecho a no declarar ante la jueza de guardia, José Enrique Abuín Gey, conocido como 'el Chicle', ha vuelto a guardar silencio este viernes ante el magistrado que instruye la causa por la desaparición y muerte de la joven Diana Quer y que lo ha vuelto a enviar a prisión tanto en relación a este crimen como por una agresión ocurrida el día de Navidad en Boiro.

Eran poco antes de las 10,40 horas cuando un furgón de la Guardia Civil procedente de la prisión de Teixeiro trasladaba a 'el Chicle' hasta los juzgados de Ribeira, donde había sido citado a las 11,00 horas para comparecer ante el juez Félix Isaac Alonso. El responsable del número 1 de la localidad decidió este miércoles, a raíz de la detención del hombre el viernes y del hallazgo del cuerpo, reabrir la instrucción, archivada provisionalmente en abril por falta de indicios.

A las puertas del edificio judicial esperaban a Abuín Gey decenas de vecinos, que lo recibieron con gritos de 'cabrón' y 'asesino' entre importantes medidas de seguridad y numerosos agentes tanto de Policía como de Guardia Civil. Accedió a los juzgados desde el garaje, tapado con una capucha para que no se pudiese ver su rostro.

La actitud de 'el Chicle' en el interior fue la misma que tuvo, por consejo de sus abogados, el pasado lunes, y rechazó responder a ninguna de las preguntas del instructor. No lo hará, según ha avanzado a la salida su representante, Rubén Veiga, hasta que se conozcan los datos de la autopsia practicada al cadáver de Diana Quer.

AGRESIÓN EN BOIRO

Tras negarse a declarar en relación a la muerte de Diana Quer, de la que él mismo se confesó responsable ante la Guardia Civil antes de llevarlos hasta el cuerpo, 'el Chicle' ha comparecido ante el Juzgado de Instrucción número 2 de la misma localidad por un intento de secuestro, de robo y de agresión que se le atribuye el día de Navidad en Boiro.

Aunque este caso pertenece al juzgado número 2, en esta ocasión Abuín Gey ha comparecido ante Félix Isaac Alonso, que ha hecho el papel de sustituto de la titular de la sala correspondiente, que se encuentra ausente estos días. Al igual que en el otro caso, 'el Chicle' ha rechazado prestar declaración.

No ha sido hasta las 13,48 horas que Enrique Abuín ha abandonado los juzgados de Ribeira en el mismo furgón de la Guardia Civil en el que llegó y rumbo también a la prisión de Teixeiro. Numerosos agentes de Policía custodiaron su salida para evitar que la gente presente, que le ha gritado "asesino" e "hijo de puta", se acercasen al furgón.

Hacia el mediodía, el juez Félix Isaac Alonso ha respaldado el auto emitido el lunes y ha acordado que 'el Chicle' permanezca en prisión provisional, incomunicada y sin fianza por los delitos de homicidio/asesinato, detención ilegal y contra la libertad sexual por el caso Diana Quer. Se ha acordado, sin embargo, que la incomunicación del detenido finalice este viernes.

Del mismo modo, ha decretado prisión provisional para él por los delitos de detención ilegal, robo con violencia e intimidación, lesiones y contra la libertad sexual por la agresión ocurrida el día de Navidad.

SU MUJER, INVESTIGADA

Bajo la condición de investigada por la muerte de Diana Quer, aunque sin medidas cautelares, está también la mujer de 'el Chicle', Rosario Rodríguez, que compareció a primera hora de este jueves en los juzgados de Ribeira.

La esposa de Enrique Abuín, que el pasado sábado se desdijo de la coartada que lo había protegido, tiene consideración de investigada ya que el titular del Juzgado número 1 de Ribeira cree que no puede ser descartada "en el momento actual" su participación en los hechos que se le imputan a su marido, tal y como recoge el auto de reapertura de la instrucción.

Rosario Rodríguez llegó a los juzgados de Ribeira en torno a las 8,40 horas de este jueves en un coche color gris sin rotular de la Policía Nacional, que la dejó en el acceso al garaje del edificio judicial, donde la esperó hasta su salida sobre las 11,25 horas.

La mujer entró y salió de las dependencias judiciales intentando cubrirse la cara con las manos. Dos furgones de la Policía Nacional colocados delante del garaje dificultaban que se la viese al entrar en el vehículo, aunque no pudo librarse de los insultos de sus vecinos que, a la salida, la llamaron también "asesina" y la enviaron de palabra "a la cárcel".

Al contrario que su marido, Rosario Rodríguez se ha mostrado colaborativa en la jornada de este jueves y ha respondido a todas las preguntas del juez en las algo más de dos horas que ha estado dentro de los juzgados, donde ha vuelto a desmontar la coartada de 'el Chicle'. Además, a través de su abogado, Manuel Meiriño, ha trasladado su pésame a la familia de Diana Quer.

DOS TESTIGOS

En la causa sobre la muerte de la joven madrileña, desaparecida el 22 de agosto de 2016 en A Pobra do Caramiñal, también han sido llamados a declarar otras dos personas del entorno familiar de 'el Chicle', pero cuyo testimonio no se ha recogido este jueves.

Esta jornada de declaraciones, además del aumento de vecinos y curiosos que se han desplazado hasta el edificio judicial, ha estado marcada por la decisión de los padres de Diana Quer de presentar una acusación particular conjunta, que dirige el abogado Ricardo Pérez Lama.

A las puertas de los juzgados, el abogado ha pedido "respeto" para los padres de Diana Quer, que "están pasando un momento muy malo", así como "la paciencia necesaria" para que "la instrucción vaya para adelante".

Del mismo modo, este jueves la vecina localidad de Rianxo despertaba con la aparición de pintadas en la fachada de la casa de Enrique Abuín y su familia, en la parroquia de Outeiro, en la que les tachan de 'asesinos' y 'cómplice' y amenazan de muerte a 'el Chicle'.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.