Finalmente ya no hubo más dudas, retrasos para negociar o incertidumbre. El pleno que se ha celebrado este viernes en el Parlament ha aprobado declarar Cataluña un estado independiente en forma de república. La cámara catalana le ha dado luz verde con 70 votos a favor, 10 en contra y 2 en blanco.

La votación culmina el órdago independentista del bloque liderado por Junts pel Sí y la CUP, partidos que han calificado de "histórica" una sesión marcada por la polémica y las fuertes críticas de la oposición por su desarrollo. "Asumimos el mandato del pueblo de Cataluña expresado en el referéndum de autodeterminación del 1 de octubre y declaramos que Cataluña se convierte en un Estado independiente en forma de república", proclama literalmente el texto que habían presentado por JxSí y la CUP a primera hora de la mañana. Un texto que habían invalidado los letrados del Parlament, afirmando que no podía admitirse a trámite. Ello no fue obstáculo para que la Mesa del Parlament lo admitiera, como ya pasó hace unas semanas con la Ley de Transitoriedad.

Así evolucionó el pleno, entre aplausos y broncas, hacia la votación final. Esta se desarrolló 'por llamada y en urna', de forma secreta, tras la petición realizada por Junts pel Sí y la CUP. ¿La razón? Muchas se especulan pero prevalece la idea de que esta táctica corresponde a motivos judiciales, pues al no saber quién ha votado el qué, la tarea de la Fiscalía de perseguir judicialmente a todos aquellos que hayan votado a favor de la DUI se complica. "Ha sido una cobardía, no se  han atrevido ni a dar la cara", opinó al respecto al líder del PPC, García Albiol. No obstante, el propio Albiol había planteado, a primera hora de la mañana, proponer una votación secreta, seguro de que así se haría más patente la división en el bloque indepentista.

Varios encontronazos de Iceta, Arrimadas y Albiol con Forcadell, que se escudó en el reglamento para impedirles seguir debatiendo, precedieron a la histórica votación y a la proclamación de la independencia, ya con el Parlament medio vacío tras la marcha de la indignada oposición. Una votación lenta e interrumpida varias veces por aplausos, como en el momento que han votado Junqueras y Puigdemont, o cuando Albano Dante Fachin no ha querido enseñar su voto. Tras el recuento de votos, los diputados han entonado el himno nacional de Cataluña, 'Els Segadors'.

La 'independencia catalana' tendrá pronta fecha de caducidad, pues habilita la aplicación inmediata del artículo 155. El Gobierno ya tiene vía libre para implementarlo tras la aprobación del Senado este viernes. Una de las primeras medidas será la destitución del Govern. El lunes llegará la vía judicial, con la querella de la Fiscalía.

Durante la histórica sesión, todos los partidos han ido tomando la palabra.

C's: “Puigdemont pasará a la historia por haber arruinado Cataluña”

El portavoz del Ciutadans en el Parlament, Carlos Carrizosa, ha dicho en el pleno de la cámara catalana que votará la declaración de independencia de Cataluña frente a la aplicación del artículo 155 de la Constitución, que "Puigdemont pasará a la historia por haber arruinado Catalunya, pero no pasará a la historia por haber dividido España".

"Hoy es un día triste y dramático para Catalunya”. “Es el día que se perpetra el golpe a nuestra democracia instaurada en 1978”, ha afirmado.

"Ustedes nos quieren privar a todos los catalanes del pasaporte español, y lo han hecho mintiendo porque la verdad no puede aguantar su camino a la confrontación", ha añadido.

También ha dicho que lo que han conseguido los independentistas es "romper la convivencia". "Después de atropellar la ley tienen la poca vergüenza de criticar al PP, PSOE y Ciudadanos quieran aplicar la Constitución", ha dicho.

El PSC ve "inevitable" la aplicación del 155

Por su parte, Eva Granados, del PSC, ha asegurado que "nadie" quiere que se aplique el artículo 155 de la Constitución, pero ha advertido de que será "inevitable" si se declara la independencia en el Parlament, un "error de unos cuantos" que "lo revienta todo" y que "pagarán todos los catalanes".

En su intervención en el Parlament, Granados ha adelantado que el PSC no participará en la votación de las propuestas de resolución independentistas y abandonará el hemiciclo durante esa votación, para "no hacernos responsables de este enorme error que están a punto de cometer".

"Nadie quiere que se aplique el 155, pero hay que recordar que no es un artículo a iniciativa del Estado, sino que es la consecuencia ante la salida deliberada de la legalidad. Si Carles Puigdemont, su Govern y su mayoría independentista no aceptan ya la legalidad constitucional y estatutaria, la aplicación del 155 es inevitable".

El PSC lamenta que "un error de unos cuantos los revienta todo"La dirigente socialista ha alertado de que la declaración de independencia será "un error de unos cuantos que lo pagaremos todos los catalanes", y ha cargado contra el modelo de país y de democracia "intolerante, sectario y excluyente" del separatismo.

Granados ha reivindicado a todas aquellas personas que no desean la independencia, tanto aquellos que originarios de otras partes de España que llegaron a Cataluña para "levantar este país con sus manos y que aman esta tierra", como también "los nacidos aquí que no se quieren dejar arrastra hacia la división y los enfrentamientos".

"Pero hoy, con la culminación de la DUI, lo revientan todo. Poniendo en marcha este monstruo legal llamado ley de transitoriedad lo destrozan todo", ha criticado, aunque ha dejado claro que el PSC seguirá trabajando para devolver la legalidad a las instituciones, para que haya nuevas elecciones y para una reforma federal.

Catalunya Sí que es Pot defiende la "cohesión social"

La diputada de Catalunya Si que es Pot, Marta Ribas, ha defendido la "cohesión social por encima de todo" y se ha opuesto tanto a la DUI como al 155.

"Respetamos la democracia siempre, y hace falta que toda la ciudadanía pueda decidir con un referéndum legal y con garantías qué quiere que sea Catalunya", ha dicho, y ha añadido que su grupo votará "no a todo".

Los diputados de Catalunya Sí Que Es Pot han exhibido ante las cámaras su "no" a la resolución que declara un "Estado independiente en forma de república" aprobada por el Parlament, salvo los tres de Podem -Albano Dante Fachin, Joan Giner y Àngels Martínez- que han mantenido oculto su voto.

Estos tres diputados, de los once que tiene la confluencia de izquierdas, han recibido el aplauso de los diputados independentistas de Junts pel Sí (JxSí) y la CUP en un hemiciclo medio vacío, ya que los representantes de Ciudadanos, PSC y PPC han abandonado la cámara antes de comenzar la votación que, finalmente, ha sido secreta y con urna.

"Ayer dije claramente mi postura sobre la DUI y así votaré. Pero no le enseñaré mi voto a los que reprimen a los que votan diferente", ha publicado en su cuenta de Twitter Fachin minutos antes de la votación, aludiendo a las muchas ocasiones en las que ha manifestado que no es partidario de la independencia de Cataluña.

"No estoy de acuerdo con la propuesta a votación. Pero nunca nadie debería votar amenazado. Seguimos", ha publicado en la misma red social Giner, también poco antes de la votación.

Joan Josep Nuet, de EUiA, por su parte, no ha ocultado su voto pero tampoco ha hecho gala del mismo, de forma que las personas que estaban cerca de él podía ver su papeleta

El PP: "Es un día negro para la democracia"

Desde el PP, Alejandro Fernández, ha calificado el día de "negro para la democracia".

"Ningún debate justifica la barbarie que se ha producido aquí durante los últimos cinco años", ha afirmado.

Fernández se ha dirigido al vicepresidente Oriol Junqueras y le ha dicho: "No nos tragamos sus lágrimas de cocodrilo. Sabemos que únicamente quieren manipular los sentimientos de los catalanes".

Ha acusado al presidente y al vicepresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont y Oriol Junqueras, respectivamente, de "sacrificar" la prosperidad de Cataluña para consagrar su proyecto independentista, que además "divide" a la sociedad.

El PP ha acusado a Puigdemont de "sacrificar" la prosperidad de Cataluña"Han sacado a pasear la peor cara del nacionalismo identitario", les ha recriminado durante el pleno convocado en la cámara catalana para responder a la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Cataluña.

El popular ha acusado a Puigdemont de haber practicado, en las últimas semanas, el "chantaje envuelto en bellas palabras", cuando solamente ha ofrecido diálogo para consolidar una posición asumida "a las bravas", ha dicho.

Fernández ha asegurado que el PPC trabajará en la "doble reconciliación" de los catalanes -a nivel interno y con el resto del Estado- y ha recetado "más España" como solución al conflicto actual: "España no es caspa, España es maravillosa, y precisamente porque los catalanes somos españoles lo es aún más".

La CUP dice que se llega a la independencia "con la cabeza alta"

Carles Riera, de la CUP, ha avisado a Puigdemont de que "de acuerdo con su ley del Referéndum no puede hacer otra cosa que proclamar" la independencia. "Este es el mandato de nuestro pueblo mostrado en las urnas", ha añadido.

"Pedimos que declare que Cataluña se convierte en un estado independiente en forma de república", ha dicho.

"Iniciemos la destitución del régimen del 78 y de la monarquía", ha apuntado también Riera.

Riera ha afirmado que la mayoría independentista da "un paso" hacia la "república" catalana "de pie" y "con la cabeza alta", y no "de rodillas y como súbditos": "Hoy es un día feliz", ha aseverado.

"Este paso lo damos de pie, con la cabeza bien alta. No de rodillas ni como súbditos, sino como personas libres y sin miedo", ha asegurado Riera.

En su intervención en el Parlament, Riera ha afirmado que a la cámara legislativa "le toca asumir" el "mandato democrático" del referéndum del 1 de octubre -consulta que fue declarada ilegal por el Tribunal Constitucional-.

"Nos constituimos como sujeto político con derecho a la autodeterminación apelando al derecho internacional", ha señalado el diputado de la CUP.

Junts pel Sí critica el diálogo que ofrecía el Gobierno

Marta Rovira, la portavoz de Junts pel Sí, ha afirmado que el Gobierno les ha ofrecido "un diálogo que no respeta mayorías democráticas" y ha denunciado que "por encima del diálogo" que se les ha propuesto "está la unidad de España".

"Nosotros no queremos imponer la independencia a nadie. Hemos sometido nuestra opción política a las urnas y ganamos. Y la volvimos a someter a las urnas el pasado 1 de octubre", ha señalado Rovira.

Sobre el 1-O ha apuntado: "Nosotros solo hemos querido votar. Hemos puesto las urnas para todo el mundo y todos han tenido la oportunidad para expresar su opinión".

Ha criticado, asimismo, la incapacidad del Estado para adaptarse a las demandas sociales de Cataluña.

Arrimadas ve la DUI como un "ataque"

La líder de Ciudadanos (C's), Inés Arrimadas, ha asegurado que la declaración unilateral de independencia, la llamada DUI, que propone la resolución de Junts pel Sí (JxSí) y la CUP es un "ataque a los valores fundacionales de la UE" y "el mayor error en democracia en Cataluña".

"Exagerados, anticatalanes, fachas, agoreros... eso es lo que nos han llamado muchas personas de las que están sentadas aquí por decir que lo que está pasando hoy iba a pasar", ha afirmado durante el pleno.

Arrimadas ha intervenido durante tres minutos desde el atril tras un rifirrafe con la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, que le ha denegado la petición de que se diera un turno de palabra a todos los líderes de los grupos parlamentarios antes de votar la mencionada resolución, y solamente se lo ha concedido a ella por "alusiones" de la republicana Marta Rovira.

Arrimadas ve la DUI "el mayor error en democracia en Cataluña"El único momento de distensión en el encontronazo entre ambas se ha producido cuando Forcadell se ha referido a Arrimadas como "señora presidenta" al darle la palabra. "Todavía no", le ha respondido irónicamente la líder de la oposición, que ha llamado a "votar en masa" en unas futuras elecciones autonómicas.

También ha tomado la palabra el líder del PSC, Miquel Iceta, para apuntar del mismo modo que "el día que se declara la independencia, valdría quizás la pena que los presidentes de los grupos, por tiempo breve, pudieran tomar palabra", algo que ha dejado a "discreción" de la presidenta del Parlament.

Albiol tacha de "cobardes" a los diputados independentistas

Más contundente ha sido el líder del PPC, Xavier García Albiol, quien tras pedir que los presidentes de grupo se pudieran expresar un "último mensaje a la Cámara y a la población catalana", ha recordado que "si se produce la votación de las resoluciones de JxSí y la CUP, el PP abandonará el hemiciclo".

"No participaremos de un golpe al estado democrático que pone en riesgo la democracia y la convivencia en Cataluña", ha dicho Albiol.

Albiol ha tachado de "cobardes" a los diputados favorables a la independencia después de que Junts pel Sí y la CUP hayan pedido que la votación de la propuesta de resolución para declarar la independencia sea secreta mediante voto por "llamada" y en "urna".

Tras abandonar el pleno junto al resto de diputados del PPC, del PSC y de Ciudadanos (Cs), Albiol ha asegurado que "esta irresponsabilidad y cobardía" la "van a tener que aguantar los catalanes por mucho tiempo".

En los pasillos del Parlament, Albiol ha añadido que los diputados independentistas están dispuestos "a provocar una fractura social" solo "por una ideología y por unos intereses personales".

"Es una vergüenza y un escándalo", ha manifestado el diputado popular.

Propuestas

Las propuestas de resolución del grupo parlamentario del PP han sido rechazadas por 52 a favor, 83 en contra y ninguna abstención; como las de las de Catalunya Si que es Pot.

Las del PSC también han sido rechazadas por 52 a favor, 83 en contra y ninguna abstención.

Las propuestas de resolución de Ciudadanos han sido rechazadas con 52 a favor, 83 en contra y ninguna abstención.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.