CaixaBank
Oficina de CaixaBank, en una imagen de archivo. CAIXABANK

El Banco Sabadell y CaixaBank han perdido en conjunto casi 3.000 millones en bolsa en sólo tres días, afectados por la tensión política entre la Generalitat y el Gobierno y la incertidumbre sobre la posible declaración unilateral de independencia de Cataluña.

En la sesión de este miércoles, Sabadell ha caído el 5,96 % en su jornada más bajista desde el 22 de julio de 2016 cuando presentó unos resultados peores de lo esperado, mientras que CaixaBank ha cedido el 4,96 %, su peor día desde agosto de 2016 tras la presentación de los test de estrés del Banco Central Europeo (BCE).

Los demás bancos que cotizan en el selectivo también han registrado importantes pérdidas pues el Santander ha caído el 3,83 %; Bankia el 3,65 %; BBVA el 3,61 % y Bankinter el 3,50 %.

Sabadell y CaixaBank trataron este martes de tranquilizar a sus clientes, asegurándoles que protegerán sus "intereses", después de la incertidumbre generada por la tensión política en Cataluña tras el referéndum del pasado 1 de octubre.

Pérdidas millonarias

En lo que va de semana el Sabadell ha perdido un 9,91 % de su valor en bolsa, que se traduce en 982,82 millones, con lo que su capitalización se reduce a 8.935 millones, en tanto que CaixaBank se ha dejado un 7,71 % o 1.955 millones, hasta 23.405 millones.

No obstante, ambos bancos acumulan las mayores revalorizaciones anuales de la banca en el IBEX 35, puesto que la entidad presidida por Jordi Gual ha ganado desde enero el 26,55 %, y el Banco Sabadell el 22,49 %.

El discurso del Rey tras el cierre de este martes no ha conseguido calmar el nerviosismo de los inversores que se ha visto acrecentado tras la reunión, esta mañana, de la Mesa y la Junta de Portavoces del Parlament en la que han acordado que el próximo lunes se celebre el pleno en el que, previsiblemente, se proclamará la independencia de Cataluña.