María Jimena (izq) junto a su pareja, Shaza.
María Jimena (izq) junto a su pareja, Shaza. Foto facilitada por la familia

Ramona Teresa Montero, que denunció la desaparición de su hija de 28 años en Turquía cuando estaba junto a su pareja, una mujer de nacionalidad egipcia, ha asegurado que han recibido una llamada de la joven diciendo que se encuentra en Estambul, donde ambas mujeres habrían sido retenidas desde el lunes.

La mujer, residente en el municipio malagueño de Torrox, denunció ante la Guardia Civil la desaparición de su hija, María Jimena Rico Montero, con la que no había podido contactar desde el pasado domingo cuando mantuvo una conversación telefónica en la que le explicó que se encontraba en la localidad turca de Samsun a punto de tomar un autobús con destino a Estambul.

La joven, que trabaja en Londres, había viajado unos días antes a Dubái junto a su pareja para visitar a la madre de ésta, pues la habían avisado de que se encontraba gravemente enferma, pero al llegar descubrieron que no era así y que, al parecer, todo era una estrategia del padre que había denunciado a su hija por homosexualidad.

Las jóvenes se encuentran indocumentadas ya que el padre de la egipcia las persiguió hasta Georgia, donde les rompió el visado y el pasaporte y están a la espera de salir del país.

Será deportada a Londres

El embajador, Rafael Mendívil Peydro, explicó que tanto Jimena como su novia egipcia, Shaza Ismail, fueron detenidas en la ciudad de Samsun y luego trasladadas a Estambul.

"Ha sido confuso. Desaparecieron durante tres días", relató el diplomático.

"Pero ahora están a salvo y en Estambul en un centro de detención para gente que va a ser deportada. Tuvieron que contactar con nosotros porque no tienen pasaporte", indicó.

Consulta aquí más noticias de Málaga.