Jacob Zuma
El presidente de Sudáfrica, Jacob Zuma, durante una reunión del Foro Económico Mundial en Ciudad del Cabo, en 2009. WEF / WIKIMEDIA COMMONS

La Policía sudafricana ha detenido a un hombre de 23 años al que acusa de planear el asesinato de 19 personas, entre las que había ministros y altos cargos de empresas públicas que se habrían beneficiado de la supuesta corrupción del presidente sudafricano, Jacob Zuma, informan este jueves medios locales.

El detenido quería matar a los integrantes de la lista -cuyos nombres serán revelados cuando comparezca mañana ante el juez- con francotiradores, y deberá responder por cargos de conspiración para cometer asesinato y otros delitos.

Investigación

Según un comunicado de la Policía, el sospechoso había fundado el llamado Escuadrón de la Muerte contra la Captura del Estado, y fue arrestado en Johannesburgo tras una investigación de seis meses mientras explicaba sus planes a potenciales donantes.

"Captura del Estado" es una expresión muy utilizada en los últimos años en Sudáfrica, que se refiere a la enorme influencia que según los críticos de Zuma tiene la familia Gupta sobre la administración del presidente, cuya familia tiene negocios con este clan del empresario de origen indio.

Durante la operación, la Policía descubrió la existencia de otro grupo similar al creado por el detenido.

Este segundo grupo lleva por nombre Anti-Régimen de Monopolio Capitalista Blanco y también solicitaba donaciones a empresas para cometer financiar sus planes de matar a al menos cuatro cargos del Gobierno y otros ciudadanos ilustres sudafricanos.

El término "Monopolio Capitalista Blanco" es utilizado a menudo por quienes apoyan a Zuma para hablar del supuesto control de la economía por parte de unos pocos empresarios de raza blanca en Sudáfrica.