Llegada de refugiados a España
Imagen facilitada por el Ministerio del Interior de la llegada a España este 26 de septiembre de un grupo de 31 refugiados iraquíes y sirios procedentes de Grecia. MINISTERIO DEL INTERIOR

La Comisión Europea ha dado un molesto tirón de orejas a España por su cuajo con el realojo de refugiados. No es, ni mucho menos, el país que peor actúa para cumplir el acuerdo de 2015 —Austria, Hungría y Polonia, por ejemplo, no han acogido a ninguno hasta la fecha—, pero en los últimos 90 días el Gobierno no ha presentado sus cifras de compromiso mensual para el traslado inmediato de las personas que tiene adjudicadas. Así se recoge expresamente en los informes séptimo, octavo y noveno presentados por Bruselas sobre el estado de la situación migratoria.

¿Qué significa esto? Que ha habido un parón en la proactividad española, uno más, aparentemente sin explicación. Un total de 1.034 refugiados han pisado ya la Península: 600 procedentes de Grecia, 144 de Italia y 1 por aplicación directa del tratado de Dublín, todos en el cupo de realojamientos; y otros 289, de Líbano y Turquía, del plan de reasentamientos (se cuentan aparte). En dos años, que vencen el próximo septiembre, tendríamos que recibir supuestamente a 16.231 refugiados (sin contar 1.449 para reasentar) dentro del reparto global de 160.000.

El balance general es este: desde septiembre de 2015 y hasta el 7 de febrero de 2017, han sido realojados en la UE 11.966 refugiados. Francia y Alemania son los países que más han cumplido en números absolutos, con 2.727 y 2.042 refugiados, respectivamente; España está en la sexta posición de 28. Asimismo, a febrero de este año 13.968 refugiados han sido reasentados en los distintos Estados, 3.098 procedentes de Turquía.

Comprometidos solo 900

El proceso de realojamiento tiene su aquel, va por partes. Bruselas decidió en 2015 que España tenía que empezar a trabajar con 9.323 refugiados de los 16.231 que le corresponden (la suma inicial para todos los países fue de 98.255 de los 160.000; el resto está aún sin asignar). A día de hoy, de esa cifra, el Gobierno de Mariano Rajoy se ha comprometido formalmente a traer a 900 (750 de Grecia y 150 de Italia); aunque, efectivamente, ha traído solo a 745 (8%).

El objetivo de la Comisión —así lo decidió en diciembre— es lograr al menos 3.000 realojos al mes en toda Europa, y pide a los países que, con esa misma frecuencia, notifiquen qué cupo de refugiados están listos para acoger ya, de manera que haya una continuidad. Para los traslados solicita la misma asiduidad.

España no ha notificado nada entre tres meses, según los informes (de hecho, sus frecuencias son muy irregulares desde el principio: a marzo de 2016, el Ejecutivo se había comprometido a acoger a 200 personas; en mayo/junio añadió 200 más; y en septiembre/noviembre, los otros 500). De esta forma, Bruselas ve nuestro proceder, al menos en el caso concreto de Grecia, poco acorde a la elevada cifra de refugiados que tenemos estipulada. Y nos metió prisa la semana pasada. A nosotros y a Bélgica.

Gráfico del reparto de refugiados

En diciembre y enero llegaron 347

En estos dos últimos meses, los que analiza el noveno informe de la Comisión, se han producido 3.813 realojos en Europa, y 13 Estados miembros más Suiza y Noruega se han comprometido a garantizar 4.413 más. Llegar a los 3.000 reubicados al mes (2.000 de Grecia y 1.000 de Italia) parece una utopía, aunque diciembre (1.926) hizo "récord" y en enero (1.682) los números de Grecia "se estabilizaron". El freno español no ha afectado, en todo caso, a los refugiados apalabrados con anterioridad: en diciembre y enero llegaron 347 (en noviembre, ninguno).

En el Gobierno se pasan la pelota. 20minutos ha preguntado al departamento de asesores de Vicepresidencia del Gobierno por este último impasse español y también por el toque de atención expreso desde Bruselas. Remiten al Ministerio de Empleo, igual que el Ministerio del Interior. Desde el departamento de prensa de Empleo aseguran que el tema no es de su competencia y derivan a Exteriores e Interior.   

El Parlamento Europeo "tienen sobre la mesa" la propuesta para un mecanismo permanente de repartoFuentes de la Comisión Europea en Bruselas se limitan a señalar que la institución hace un llamamiento a todos los Estados "para que continúen" cumpliendo sus compromisos y, "en algunos casos, intensifiquen sus esfuerzos". Y confirman que los países deben informar "regularmente" del número de personas que pueden trasladarse cuanto antes a sus territorios.

Por su parte, la representación en España de la Comisión recuerda a 20minutos que tanto los Gobiernos como el Parlamento Europeo "tienen sobre la mesa" la propuesta para un mecanismo permanente de reparto que sustituya, de manera definitiva, a estos "mecanismos de emergencia" que fueron las decisiones sobre los 160.000 refugiados. En cuanto a los plazos para cumplir con el realojo y si Bruselas podría ser flexible, aseguran que lo importante es centrarse "en la aplicación del mecanismo actual".

Mapa del reparto de refugiados

Avramopoulos pide "voluntad política"

Las flores de la Comisión han ido a parar esta vez a Estonia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta y Finlandia por su trabajo con los realojos desde Grecia; y también a Alemania, Francia, Holanda, Noruega, Suiza y, de nuevo, Malta y Finlandia por hacer lo propio con Italia. La República Checa, Croacia o Eslovaquia, por el contrario, tienen que ponerse las pilas —sus movimientos han sido mínimos, según el informe—; junto a ellos, Austria, Hungría y Polonia, con los contadores a cero. "Es decepcionante", dice la Comisión.

Si los países no cumplen con sus compromisos, advierten desde Bruselas, no dudarán en tomar medidasBruselas aprecia una "tendencia positiva" en la consecución gradual del pacto de 2015, aun así, el comisario de Migración, Dimitris Avramopoulos, ha reclamado "voluntad política". Hay que esforzarse mucho más, insisten de nuevo desde la UE, e instan a los Gobiernos a que sean flexibles en sus actuaciones y toma de decisiones. Y si no cumplen con sus compromisos, advierten, no dudarán en tomar medidas. El vicepresidente Frans Timmermans deslizó que en marzo, mes en el que se publicará el décimo informe, podría haber sanciones.

Los países han mejorado en el tiempo de respuesta una vez que reciben una solicitud de realojamiento, pero aún están lejos de los 10 días que el protocolo establece. Por otro lado, la Comisión apercibe a los Estados por rechazar solicitudes, en ciertos casos, tras argüir motivos genéricos de seguridad; y destaca que algunos de estos rechazos se producen solo por la nacionalidad que tiene el refugiado o por su condición de persona vulnerable (por ejemplo, los enfermos).  

El informe dedica también un apartado a los menores no acompañados. Según la Comisión, en 2016 llegaron a Italia 28.129 menores refugiados, de los que más del 90% (25.772) estaban solos. Eran de Eritrea, Siria, Irak y Yemen. En Grecia, a 27 de enero, se estimaba la presencia en el país de unos 2.200 menores no acompañados, muchos afganos. El realojo de estos niños entraña muchas complicaciones: hasta el momento, 249 menores solos han sido reubicados, casi todos procedentes de Grecia.