En un comunicado, la Diputación ha explicado que el balance de recaudación de 2016 ratifica el "buen comportamiento" de la recaudación por rentas de trabajo, que se eleva a 2.394,7 millones de euros, y de la cuota diferencial del IRPF, "cuyo importe negativo se ha reducido prácticamente a la mitad", hasta los 79,7 millones de euros. Por el contrario, en la tributación indirecta, la recaudación por IVA representa se reduce un 0,5% respecto a 2015.

Los 6.715,1 millones recaudados en total no alcanzan la previsión de cierre del ejercicio realizada en el Consejo Vasco de Finanzas Públicas celebrado el pasado mes de octubre, que fue de 6.736,2 millones de euros.

Según ha explicado la Hacienda vizcaína, estos 21,1 millones menos de lo estimado se deben principalmente a que "no se han alcanzado las previsiones realizadas en las figuras tributarias que son objeto de ajuste con el Estado y con las otras dos diputaciones forales".

En concreto, los ajustes recibidos del Estado han sido de 11,4 millones menos que los estimados en octubre, mientras que la recaudación de gestión propia, tras los ajustes con Álava y Gipuzkoa, ha resultado 9,7 millones menor de la estimada.

Los datos definitivos del cierre del año 2016 se conocerán en la próxima reunión del Consejo Vasco de Finanzas que se celebrará en febrero.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.