Park Güell (Barcelona)
El Park Güell de Barcelona. AJUNTAMENT DE BARCELONA-PARK GÜELL

La recaudación derivada de la entrada de pago instaurada en el Park Güell desde el año 2013 comenzará a dar sus frutos en forma de grandes mejoras para el recinto modernista de Antoni Gaudí, un icono turístico de la ciudad.

El Ajuntament ha anunciado que destinará 4,5 millones de euros a diversas actuaciones de mantenimiento y mejora tanto dentro como fuera del parque. En esta partida económica se incluyen también parte de los beneficios generados por la tasa que pagan los turistas que pernoctan en Barcelona.

En el interior del monumento, los trabajos comenzarán a partir de septiembre de 2017 y durarán 16 meses, y se concentrarán en dos de sus puntos más emblemáticos:la plaza del Mirador (se actuará sobre las piezas del trencadís) y la Sala Hipòstila. En esta última, se completará la reparación del techo. Además, se remodelará la Font de la Sarva y se restaurará el viaducto de Baix y el exterior del banco perimetral de la Plaça de la Natura.

En los alrededores del parque, se llevarán a cabo obras  que beneficiarán a los residentes: se mejorará el Camí de la Pressió, las áreas de juegos infantiles, la Font de Sant Salvador, la zona de acceso al Park Güell por el Forat del Vent y las escaleras que conectan este punto con el barrio del Coll.

El recinto modernista gaudiniano ha pasado de recibir aproximadamente 9 millones de visitantes en 2012, el último año en el que el acceso fue gratuito, a 2.761.439 visitantes en el pasado año 2015

También se rehabilitarán las escaleras de Pompeu Fabra, se acondicionará la Baixada de la Glòria y se mejorarán los accesos a la entrada del parque para que pueda recuperarse como espacio de recreo y como mirador, a pesar de la gran presión turística a la que está sometido el acceso.

Los vecinos no pueden entrar cuando quieren

Desde la Associació de Veïns del Park Güell-La Salut–Sanllehy, su presidenta, Cesca Sancho, explica que este plan municipal deja «muchas demandas vecinales fuera» y que no incluye algunas destacadas, como «aumentar la limpieza en los accesos» al parque y solucionar «la presencia de perros enormes sueltos por las tardes en la Font de Sant Salvador, con el consiguiente peligro para los niños».

Los vecinos se quejan de otro efecto colateral del aforo limitado. «Mucha gente de la que llega  con entrada, y que se queda fuera, merodea por la zona verde, lo que la ha dejado muy deteriorada». El regidor de Gràcia, Eloi Badia, ha avanzado que se está estudiando cómo garantizar el acceso al parque «cuando lo deseen los vecinos». Estos tienen entrada gratuita pero si se supera el aforo quedan fuera. Sancho propone reservar un cupo de vecinos diario, también en horas punta.

De 9 a solo 2,7 millones de visitantes

Como consecuencia directa de la entrada en funcionamiento de la entrada de pago al Park Güell el 25 de octubre del año 2013,  el recinto modernista gaudiniano ha pasado de recibir aproximadamente 9 millones de visitantes en 2012, el último año en el que el acceso fue gratuito, a 2.761.439 visitantes en el pasado año 2015. En 2014, siendo ya de pago, entraron 2,3 millones de personas. ElPark Güell es el único parque de la ciudad reconocido por la Unesco como Patrimonio Mundial.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.