Tres embarcaciones han llegado a la isla de Gran Canaria y a la de Lanzarote con 55 personas a bordo, entre ellas varios menores y ocho adultos que consiguieron huir y están siendo buscados dentro del perímetro de seguridad de la base aérea de Gando, según informaron las fuentes oficiales.

De acuerdo con la información suministrada por estas fuentes, una embarcación llegó cerca de las dos de la mañana a la costa conocida como Tumba del Pescador, una zona de acantilados y de difícil acceso de la base aérea de Gran Canaria, donde los militares de Aviación detuvieron a dos menores.

Varios menores y ocho adultos que consiguieron huir y están siendo buscados dentro del perímetro de seguridad de la base aérea de Gando

La barca era muy pequeña, de apenas cuatro metros, y el resto de los ocupantes, se estima que ocho inmigrantes, aún no han sido encontrados. Poco después, pasadas las tres de la mañana, los radares de la Guardia Civil interceptaron una patera a tres millas de Caleta del Mero, en el municipio lanzaroteño de Haría.

Los inmigrantes, 28 varones magrebíes, entre ellos un menor, fueron llevados hasta el Puerto de Los Mármoles en buen estado, si bien no se ha podido identificar al patrón, detallaron las fuentes. Al amanecer, en torno a las siete de la mañana, los radares detectaron una tercera embarcación, en esta ocasión a seis millas de Maspalomas.

Pruebas óseas

La patrullera Báltico de la Guardia Civil salió a su encuentro y los alcanzó a cuatro millas de la costa y la llevó hasta el Muelle de Arguineguín.

El grupo estaba formado por 17 varones magrebíes, entre ellos un número de menores aún sin determinar, por lo que habrá que realizarles una prueba ósea. La Guardia Civil pudo identificar cuál de los inmigrantes fue el patrón encargado de dirigir la patera hasta Gran Canaria.

CONSULTA TODAS LAS NOTICIAS DE LAS PALMAS DE GRAN CANARIA.