BALLENA RORCUAL COMIENDO EN EL HIERRO from Buceo la Restinga on Vimeo.

Los científicos llevan tiempo señalando que la erupción de El Hierro ha provocado toda una explosión de vida en el Mar de Las Calmas, algo que los buceadores de la isla están notando este año en forma de una inusual abundancia de cetáceos, que ofrecen escenas muy difíciles de ver hasta ahora.

Fue muy emocionante. Es fácil grabar ballenas en el Mar de Las Calmas, pero captar un momento así... 

Es el caso del Club de Buceo de La Restinga, cuyos responsables tuvieron la oportunidad de filmar anteayer, martes, una escena raramente observada, salvo en documentales muy especializados: una enorme ballena lanzándose a toda velocidad para engullir un banco de peces, antes de que se los comieran un grupo de delfines.

La escena está grabada durante la inmersión y muestra a un gran rorcual emergiendo rápidamente hacia la superficie, abriendo de par el par sus enormes mandíbulas para abarcar todo el cardumen.

"Fue muy emocionante. Es fácil grabar ballenas en el Mar de Las Calmas, pero captar un momento así... Es un golpe de suerte", relata Kike Vargas, uno de los responsables del club La Restinga, que en ese momento estaba buceando en las aguas del sur de El Hierro con su mujer, Pilar, y su compañero Alfredo, autor de las imágenes.

Vargas relata que este año está siendo "excepcional" en avistamientos y que el Mar de Las Calmas -candidato a convertirse en el primer Parque Nacional Marino de España- está "repleto" de cetáceos, de otras especies difíciles de ver, como las rayas, y de animales excepcionalmente esquivos, como el tiburón solrayo.

Este profesional del buceo no tiene duda de lo que está ocurriendo. "Es el volcán. El mar está lleno de vida", resume.