Alec Soth (American, b. 1969), Rodeo Dance, Near San Antonio, from the series Texas Triangle, 2013
Foto de Alec Soth de una pareja en un baile de un rodeo Harry Ransom Center Collection © Alec Soth Courtesy of Harry Ransom Center

Como un almacén de conocimiento en ininterrumpido proceso de regeneración, el Harry Ransom Center, que pertenece a la Universidad de Texas en Austin (EE UU), sigue aumentado el pasmoso inventario de bienes culturales que convierte a la institución en uno de los archivos más ricos, variados y pasmosos del mundo. Estos días exhibe las obras más recientes llegadas a la colección de fotografía, que ya alcanza los cinco millones de objetos entre copias originales y negativos.

Look Inside (Mira por dentro) muestra dos centenares de fotos adquiridas por el archivo recientemente. La exposición, en cartel hasta el 29 de mayo, está compuesta por imágenes tomadas desde la mitad del siglo XX e incluye obras de artistas de primer nivel que hasta ahora permanecían inéditos en el archivo, entre ellos Lee Friedlander, uno de los pilares del nuevo documentalismo basado en el paisaje social, y Robert F. Heinecken, situado en la órbita contraria de la parafotografía y el apropiacionismo.

Fondo 'fortalecido'

Las adiciones recientes han "fortalecido", dicen los responsables del archivo, los fondos de fotografía del centro, fundados en 1963 tras la compra de la fundamental y renombrada colección del pionero de la historia del arte de la toma de imágenes Helmut Gernsheim, integrada por 35.000 piezas. Los dos centenares de nuevas obras son de especial importancia porque corresponden al boom de la práctica fotográfica en los EE UU durante los años sesenta y setenta.

Look Inside contiene obras innovadoras de artistas que ayudaron a transformar el medio durante ese periodo, entre ellos Thomas F. Barrow, Betty Hahn, Kenneth Josephson, Nathan Lyons y Ray K. Metzker. Para hacer tangible la importancia de los nuevos elementos, la muestra contrapone las fotos recién llegadas con otras de artistas que exploraron los límites de la imagen y desafiaron las convenciones académicas, como Marco Breuer, John Chiara, Chris McCaw, Alison Rossiter y Alec Soth.

Compromiso con la fotografía

La conservadora de Fotografía del Harry Ransom y coordinadora de la muestra, Jessica S. McDonald, hace hincapié en el "compromiso" del archivo de componer una colección que abarque toda la historia de las fotos. "Nuestra colección está creciendo continuamente y el enriquecimiento de la tenencia de fotografías de los siglos XX y XXI es un aspecto clave de nuestro esfuerzo para proporcionar una amplia gama de oportunidades de investigación para estudiantes, académicos y otros visitantes".

El archivo tiene una de las 48 Biblias Gutenberg que se conservan El extraordinario archivo tiene 38 millones de páginas manuscritas de obras literarias, un millón de libros, cinco millones de fotos y casi 20.000 objetos. Además de una de las 48 Biblias Gutenberg completas que se conservan, atesora la primera edición de Alicia en el País de las Maravillas que pagaron de su bolsillo Lewis Carroll y el ilustrador John Tenniel, un Ulises anotado por Joyce, los cuadernos de trabajo de David Foster Wallace, Cormac McCarthy y Gabriel García Márquez, el original de Bajo el volcán (Malcolm Lowry)...

Borges, Stevenson, Nabokov, DeLillo...

También atesora documentos y correspondencia de Jorge Luis Borges, Joseph Conrad, Robert Louis Stevenson, Jack London, John Fowles, Don DeLillo, Philip Larkin, Dylan Thomas, Norman Mailer, Vladimir Nabokov, Samuel Beckett, Graham Greene, Carson McCullers, Ann Sexton, Jack Kerouac, John Steinbeck, D.H. Lawrence…