Ciudadanos reitera su condición de que dimitan Chaves y Griñán para negociar la investidura

  • La formación de Albert Rivera lo considera un paso previo necesario para iniciar cualquier tipo de diálogo.
  • Representantes de ambos partidos se han reunido durante más de una hora.
  • Ciudadanos dice que no negociarán "sillas o consejerías, sino políticas".
Susana Díaz junto a Juan Marín en el encuentro que han mantenido en el Palacio de San Telmo.
Susana Díaz junto a Juan Marín en el encuentro que han mantenido en el Palacio de San Telmo.
Raúl Caro / EFE

Ciudadanos ha comunicado al PSOE que no negociará su posible abstención en la investidura de Susana Díaz mientras no dimitan los expresidentes andaluces Manuel Chaves y José Antonio Griñán, ya que lo considera un paso previo necesario para iniciar cualquier tipo de diálogo.

Tras una reunión de más de una hora, el vicesecretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, ha explicado a los periodistas que han tratado la composición de la Mesa del Parlamento, pero que "para empezar otras negociaciones" tiene que darse primero ese requisito.

Ha indicado que el PSOE debe asumir el documento anticorrupción que le entregaron la semana pasada -en el que se incluye la dimisión de los expresidentes- para negociar la investidura de Díaz, aunque cree que los socialistas "no están en disposición de adoptarlo, a día de hoy, y que podamos llegar a un acuerdo".

"Están ante los tribunales los dos como imputados y se les debe pedir (la dimisión) como forma previa a empezar la negociación", ha agregado Villegas, quien ha subrayado que si este punto se acepta se sentarán a negociar otros temas "y depende de los acuerdos que se alcancen" votarían "una cosa u otra" en la investidura.

Ha asegurado que Ciudadanos no va a participar en un gobierno que no presida, porque será su postura a nivel nacional en todas las administraciones, por lo que no votarán a favor de Díaz, pero podrían abstenerse si se alcanzan "acuerdos puntuales".

Pactos de estabilidad

En ese sentido, ha argumentado que no negociarán "sillas o consejerías, sino políticas", pero que sí podrán llegar a pactos de estabilidad, aunque en Andalucía eso aún no se ha planteado porque están "en una fase muy anterior de si se cumple un requisito".

Ha señalado que "si hay alguien responsable de una posible situación de ingobernabilidad es la propia Susana Díaz, que convocó elecciones cuando no tocaban".

Por su parte, el secretario de Organización del PSOE, Juan Cornejo, ha asegurado que es posible un pacto anticorrupción con Ciudadanos porque muchas de las medidas que presentaron ya están en práctica y otras recogidas en su programa electoral, de forma que son "dialogables y asumibles".

Sobre Chaves y Griñán, ha achacado la diferente postura con Ciudadanos a "la interpretación que hace cada partido" de ese pacto anticorrupción y ha recordado que Díaz ha dicho "con toda claridad" que no habrá imputados en las listas del PSOE o en las cámaras.

Cornejo, que se ha mostrado convencido de la inocencia de ambos, ha dicho que actuarán cuando "hable" la justicia y ha abogado por "dejar que el tiempo transcurra y los acontecimientos se produzcan".

Empleo, servicios públicos...

Tras la reunión con Ciudadanos, donde también se han tratado asuntos como el empleo, los servicios públicos o la financiación autonómica, el número dos del PSOE entiende que existen "grandes aproximaciones" y que deben seguir dialogando, pero que hay "un punto de partida de entendimiento en asuntos importantes".

"Son posiciones coincidentes con independencia de los calificativos", ha agregado Cornejo, quien sin embargo cree que ahora lo que debe primar es la constitución del Parlamento andaluz.

Por otro lado, respecto a la reunión con Podemos -único partido pendiente en esta segunda ronda de contactos-, Cornejo ha señalado que le enviarán un documento con el orden del día y los asuntos a abordar, después de que Díaz ya les "adelantara" algunos de ellos en la primera reunión.

 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento