El secretario de Organización del PSOE, José Blanco, advirtió hoy que su partido no alcanzará "ningún acuerdo" con Nafarroa Bai si la condición que pone esta formación es un pacto a tres que incluya a ANV en el Ayuntamiento de Pamplona.

En declaraciones a TVE, Blanco respondió así al ser preguntado por la posibilidad de que Nafarroa Bai ofrezca al candidato del PSN, Fernando Puras, la presidencia de Navarra, a cambio de un pacto para que Uxue Barkos sea la alcaldesa de Pamplona.

UPN quiere gobernar en Pamplona, pero sólo está dispuesta a pactar con el PSOE

UPN perdió su mayoría en Pamplona al obtener 13 de los 27 concejales del consistorio, por lo que necesitaría un acuerdo con el PSN, única formación política con la que está dispuesta a pactar, para revalidar la Alcaldía.

La otra posibilidad numérica que dejaron las urnas es que el resto de las fuerzas políticas, Nafarroa Bai, PSN, y ANV, sumen sus catorce concejales.

"Hemos dicho ayer claramente que con ANV, que tenemos posiciones muy antagónicas, no vamos a alcanzar ningún acuerdo", recalcó Blanco quien dijo que si esa es la condición que pone Nafarroa Bai, "no habrá ninguna posibilidad de entendimiento".

La unión de todos los partidos, incluido ANV, impediría a UPN gobernar

Recordó que Nafarroa Bai es "un partido democrático legítimo para poder conformar mayorías" y que está conformada por partidos como el PNV, "que no es nada sospechoso", y defendió el "coraje" de algunos de sus dirigentes, como el coordinador general de Aralar, Patxi Zabaleta, que "tuvieron la valentía de renunciar a la violencia y participar en la vida democrática".

"Los ciudadanos no tuvieron miedo"

Blanco recalcó que los resultados que han dejado las urnas en Navarra demuestran que los ciudadanos "no tuvieron miedo" y "fueron valientes", y que su voto fue "contra el miedo y la amenaza" sobre el futuro de esta comunidad que planteó UPN.

El dirigente socialista explicó que la baja participación electoral en Cataluña y el "retroceso importante" que el PSOE experimenta en Madrid "condicionaron" el resultado nacional de este partido en los comicios del domingo, por lo que invitó ha "reflexionar" y a "hacer autocrítica".

Reconoció que el PSOE "no ha hecho bien las cosas" en Madrid, aunque añadió que no es un problema "de este momento", ni de "candidatos", ni "de dirección", sino "estructural" y "de raíz".