Las pasarelas peatonales de Zaragoza podrán ser consideradas como sendas ciclables y podrán recuperarse las zonas de espera avanzada y, en consecuencia, instalarse los semáforos específicos para bicicletas en el Paseo de la Independencia.

Esas son las principales conclusiones a las que se ha llegado tras elaborarse los informes jurídicos complementarios a los que se había comprometido, en la reunión del pasado lunes, la consejera municipal de Servicios Públicos y Movilidad, Carmen Dueso.

Tanto la pasarela del Voluntariado como la de la desembocadura del Huerva y la del Azud se configuran como elementos o vías que forman parte integrante de la Zona Verde que recorre el río Ebro, tal como refleja el Plan General de Ordenación Urbana de Zaragoza.

Las zonas verdes constituyen espacios abiertos, a los efectos de los dispuesto en el apartado 74 del Anexo I de la Ley de Tráfico, Circulación de Vehículos de Motor y Seguridad Vial (LTSV), pudiendo, en consecuencia, calificar y señalizar las pasarelas existentes en las mismas como sendas ciclables, de modo que permita el uso compartido de las mismas por bicicletas y peatones, ha señalado el Ayuntamiento en una nota de prensa.

Esta consideración es "extensible" a cualquier otra pasarela que forme parte de otras zonas verdes, espacios abiertos de recreo o expansión, parques y bosques o áreas naturales.

Sin embargo, los puentes constituyen parte integrante del sistema viario de comunicación, conforme al Plan General de Ordenación Urbana, por lo que "no pueden ser calificados de espacios abiertos" a los efectos de los dispuesto en el artículo 74 del Anexo I LTSV y en consecuencia "no pueden calificarse ni señalizarse como sendas ciclables", han apostillado las citadas fuentes. En el Puente de Hierro, se señalizará un carril bici.

Zonas de espera avanzada y semáforos específicos

Los Servicios Jurídicos municipales también han aclarado la recuperación de las zonas de espera avanzada para ciclistas que, hasta hace unas semanas, estaban señalizadas en el Paseo de la Independencia. También han informado favorablemente sobre la instalación de semáforos específicos.

El matiz que ahora facilita esta implantación está en el hecho de que, en su sentencia, tanto el TSJA como el Supremo interpretan que lo prohibible sería autorizar a los ciclistas a parar sobre el paso de peatones, invasión que no se produce en el caso de las zonas de espera avanzada, situadas antes de dichos pasos de peatones.

En la Ordenanza de Ciclistas y Peatones (OPCP) se define claramente la zona de espera avanzada como "Espacio adelantado a una línea transversal de detención que tiene como objetivo permitir a las bicicletas reanudar la marcha en cabeza de los vehículos a motor", sin permitir en ningún caso la invasión del paso de peatones.

Por ello, se considera que el artículo 14 de la OCPC, que permite autorizar la instalación o señalización de zonas avanzadas de espera y la definición que de ellas establece el Anexo de la OCPC, no han sido cuestionados en su legalidad, ni derogadas por el Tribunal Supremo, continuando vigentes en la actualidad.

Como complemento a las zonas adelantadas, el Ayuntamiento dará luz verde para, a la mayor brevedad, instalar los semáforos específicos para ciclistas en los respectivos cruces de Independencia, de manera que las bicicletas puedan continuar su marcha, una vez se ponga en color ámbar intermitente para ellas, aunque el semáforo esté en rojo para los vehículos a motor, siempre y cuando no interfieran el paso de los peatones que estén cruzando la vía.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.