El lehendakari, Iñigo Urkullu, cree que la construcción del camino hacia la convivencia en Euskadi, tras el abandono de la violencia por parte de ETA, será "largo y lleno de obstáculos", aunque ha mostrado su esperanza en que, "más pronto que tarde", se conseguirá.

El presidente del Gobierno vasco ha respondido este miércoles a 20 preguntas más votadas que ha realizado la ciudadanía desde las redes sociales enmarcadas en la iniciativa #UrkulluTopaketa, promovida por el equipo Gobierno Abierto-Irekia.

El lehendakari ha respondido a las inquietudes sobre si se avanzará hacia la paz y la normalización y ha destacado que han transcurrido dos años y medio desde que ETA anunció "que renunciaba a la utilización de la violencia".

En ese sentido, ha considerado que "la construcción del camino hacia la convivencia es algo muy largo, lleno de obstáculos", porque la banda armada ha existido durante más 50 años y ha sido ahora cuando se ha pasado a "otra situación".

"Cambiar eso de un día para otro es muy difícil, requiere un esfuerzo y tener claro cuál es el objetivo, vivir en paz, pero trabajando para la convivencia. Estamos dando pasos en ese sentido, que muchas veces no son notorios, pero espero que, más pronto que tarde, la sociedad vasca pueda vivir en convivencia", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.