La población reclusa cae un 11,4% en cuatro años al rebajarse las penas por delitos de drogas

  • En 2009 había 76.079 presos en las cárceles; a finales de 2013 eran 67.404.
  • La reforma penal que redujo las condenas por tráfico de drogas y los convenios para expatriar a extranjeros, determinantes del descenso.
  • Pese a la bajada, España sigue siendo uno de los países con más presos por habitante de Europa, solo superado por Reino Unido en nuestro entorno.
  • Aumenta el número de suicidios en prisión, pese a bajar la población reclusa.
Interior de la celda de una cárcel.
Interior de la celda de una cárcel.
Archivo

Las cárceles españolas llevan cuatro años consecutivos perdiendo internos. Corría el año 2009 cuando se alcanzó el récord histórico de ocupación en las prisiones, con 76.079 personas, una cifra que se desplomaba hasta 67.404 en noviembre de 2013. El descenso de 8.675 presos supone una caída de la población reclusa de un 11,4% y, sobre todo, consolida un cambio sstancial de tendencia.

¿Por qué se están vaciando las prisiones? La explicación principal hay que buscarla en una reforma penal aprobada en 2010 que rebajó las condenas máximas para los delitos menores relacionados con el tráfico de drogas. Dicha revisión contemplaba una rebaja de 9 a 6 años para las máximas condenas por los delitos denominados "contra la salud pública", principal causa de ingreso en prisión en España.

De hecho, el descenso más acusado de internos se produjo entre los años 2010 y 2011  (3.457 reclusos menos). A los pocos días de aprobarse la reforma, hasta 400 presos quedaron en libertad con la condena cumplida.

Fuentes sindicales explican como, además de este cambio legal, también está menguando la población carcelaria debido a la política de acuerdos con otros países para la extradición de los condenados extranjeros, que cada vez se marchan en mayor número a cumplir la pena impuesta a sus países de origen.

La bajada del porcentaje de reclusos extranjeros es mayor que la general. En cuatro años ha caído un 21% su presencia en las cárceles. Si a finales de 2009 eran 27.162, a finales de 2013 (noviembre) sumaban 21.315, según consta en la página web de Instituciones Penitenciarias.

El profesor del Master en Derecho Penitenciario de la Universidad de Murcia JavierSierra recuerda que en España la población reclusa extranjera siempre ha tenido mucho peso en la demografía carcelaria. "Primero porque muchos tienen una situación de precariedad y exclusión social, y segundo porque si cometen delitos los jueces suelen dictar para ellos mucha prisión provisional ante su falta de arraigo o ante la posibilidad de que escapen de la Justicia".

"Se nota algo que hay menos reclusos en las cárceles", asegura Adolfo Fernández, presidente de la sección sindical de CSI-F de prisiones, "pero todavía la presión es muy alta. Si antes tocábamos a 140 internos por cada funcionario de vigilancia, ahora estamos en 130, una proporción demasiado elevada", denuncia.

España sigue entre los países europeos con más presos por habitante

La bajada del número de reclusos no es achacable, sin embargo, a una reducción de la población. Según datos del padrón —publicados en el INE— entre 2009 y 2013 la población residente en España ha aumentado ligeramente, pasando de 46,6 millones a 46,7 millones. Con todo, sí se ha producido habido descenso entre los extranjeros, solo en los últimos dos años han salido de España más de 200.000 por culpa de la crisis.

¿Y es posible que haya menos presos porque esté bajando la delincuencia en España? El  año pasado la tasa de delitos se redujo un 3,2%. según Interior. El descenso es ligeramente más acusado que el vivido por la población reclusa en ese tiempo, un 2,3%.

El profesor Sierra añade a los factores que han rebajado la presión demográfica en las cárceles el efecto de la Doctrina Parot, "que también ha afectado a presos comunes", y el incremento de los indultos. "Todo suma", explica.

Sin embargo, pese a la consolidación de la tendencia a la baja de la población de las cárceles, España continúa instalada a la cabeza del ranking de países europeos con una mayor presión demográfica carcelaria: 147 personas presas por cada 100.000 habitantes.

Según la estadística del Centro Internacional de Estudios sobre Prisiones (con datos de agosto de 2013), solo Reino Unido supera a España en población reclusa. Ellos tienen 148 presos por cada 100.000 habitantes. Por debajo queda Portugal (136), y bastante más alejados Francia (98), Alemania (79) o Finlandia (58).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento