Reunión sobre Siria
El presidente francés, François Hollande (2-i), posa junto al secretario de Estado de EE UU, John Kerry (2-d), el ministro de Exteriores británico, William Hague (i), y el ministro de Exteriores francés, Laurent Fabius (d). EFE

Francia, Estados UnidosReino Unido pidieron este lunes al Consejo de Seguridad de la ONU que apruebe una "resolución fuerte" sobre el conflicto en Siria "que prevea consecuencias serias" si no se cumplen los acuerdos de Ginebra.

No hay una solución militar a este conflicto, la solución es política El ministro francés de Asuntos Exteriores, Laurent Fabius, dijo que el compromiso alcanzado el sábado en la ciudad suiza entre la diplomacia de Estados Unidos y Rusia para lograr el desarme químico de Siria es "un avance importante".

"No hay una solución militar a este conflicto, la solución es política", dijo Fabius, que compareció ante la prensa junto con el secretario de Estado estadounidense, John Kerry, y el ministro británico de Exteriores, William Hague.

"Tenemos que hacer entender al régimen que no hay otra salida más que la mesa de negociaciones", dijo por su parte Fabius en un mensaje para las autoridades de Damasco.

El anfitrión de la reunión en París agregó: "Para una negociación política hace falta 'una oposición fuerte' y para reforzar a la oposición se organizará en Nueva York una reunión en torno al Consejo Nacional Sirio (CNS)".

El ministro galo dijo que el acuerdo de Ginebra muestra que "la actitud de firmeza ha dado sus frutos" ya que el régimen de Bachar al Asad se ha tenido que comprometer a entregar las armas químicas que hasta hace poco negaba su existencia. Ahora "este acuerdo debe ser rápidamente aplicado" para anular la amenaza química, afirmó Fabius, quien agregó: "Queremos rápidamente actos verificados".

La comparecencia de los representantes de la diplomacia de EE UU, Francia y Reino Unido se produjo después de que los tres se reunieran en París con el presidente galo, François Hollande, y antes de que los ministros compartan un almuerzo de trabajo en común. Este encuentro se ha producido el mismo día en que se presenta el informe de los expertos de la ONU.

Pocas horas antes, el jefe del Estado francés avanzó que su intención con sus socios estadounidense y británico era "dar forma a la próxima resolución del Consejo de Seguridad que va a precisar el acuerdo" de la semana pasada entre Washington y Moscú para poner las armas químicas del régimen sirio bajo control internacional.

Hollande también insistió en su intención de mantener "la opción militar", y recordó que el compromiso sobre las armas químicas ha sido posible precisamente por la amenaza de una intervención militar.