Así respondían a una información del diario El Mundo, que indicaba que la ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, habría propuesto esta prohibición en una conversación informal con periodistas. El secretario de Organización del PSOE, José Blanco, y la propia ministra lo desmintieron, aunque el presidente del PP, Mariano Rajoy, les instó a ocuparse de resolver el problema del agua en lugar de hacer este tipo de propuestas.