Campaña contra cacas perro
Uno de los trabajadores de las brigadas de Vilablareix clava una banderita al lado de una caca de perro, dentro de la campaña de concienciación. Tania Tapia/ACN

El Ayuntamiento de Vilablareix (Girona) ha iniciado una campaña coincidiendo con la semana cívica que consiste en marcar con banderitas los excrementos de perro que los dueños no recogen y dejan en mitad de la calle.

El ayuntamiento quiere concienciar a los dueños que no recogen las defecaciones de los animalesCon lemas como ¡Queremos un pueblo limpio!, Recógeme o Tírame a la basura, el ayuntamiento quiere concienciar a los dueños que no recogen las defecaciones de los animales.

Durante toda la semana, las brigadas irán enganchando estas banderitas donde encuentren una caca de perro y, así, al final de la semana todo el pueblo estará lleno de banderitas.

El alcalde, David Mascort, ha explicado que con esta acción quieren llamar la atención de los vecinos y hacerles ver que hay que recoger los excrementos para mantener el pueblo limpio.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.