Los Mossos querían decir detonaciones cuando escribieron "pelotas" en el atestado del 14-N

  • Este miércoles han declarado el sargento y el agente que redactaron el informe.
  • Ester Quintana perdió un ojo, posiblemente por el impacto de una pelota de goma.
  • Varios testigos dicen que los antisdisturbios efectuaron varios disparos en la zona.
  • Los agentes aseguran que se trataba de salvas.
Un grupo de personas da su apoyo a Esther Quintana, la mujer que perdió un ojo en la manifestación de la huelga general del 14-N, en la Ciutat de la Justicia.
Un grupo de personas da su apoyo a Esther Quintana, la mujer que perdió un ojo en la manifestación de la huelga general del 14-N, en la Ciutat de la Justicia.
EFE

El sargento y el agente de los Mossos d'Esquadra que redactaron un atestado en el que aludían a que la Policía catalana utilizó "pelotas" en los altercados de la Via Laietana de Barcelona durante la huelga general del 14 del noviembre han rectificado ante el juez y han asegurado que se equivocaron al escribir, y que en realidad querían decir que hubo detonaciones, han explicado a Europa Press fuentes judiciales.

Se trata de una minuta redactada directamente por estos dos agentes que estaban en el lugar de los hechos, en la que se alude al uso de "pelotas" --sin especificar si eran de goma-- por parte de los antidisturbios de los Mossos d'Esquadra (Brimo) ante los altercados tras la manifestación de la huelga general en los que se quemaron dos coches policiales, lo que iría en contra de la versión del Govern que siempre ha sostenido que no se habían empleado.

El cambio de versión de estos dos agentes es sustancial, pues una "detonación", es decir, el ruido de un disparo, puede ser causado tanto por el disparo de pelotas de goma como de salvas --sin munición--, que se emplean para dispersar a los manifestantes.

Estos dos agentes en su declaración como testigos de este miércoles sí que han reconocido que habían visto cómo los mossos portaban escopetas ---tal y como habían escrito en la minuta que elaboraron pasadas las 23 horas--, que es un arma con la que tanto se pueden disparar tanto pelotas de goma como salvas.

El titular del Juzgado de Instrucción 11 de Barcelona que investiga la pérdida del ojo de Esther Quintana --el mismo día pero en la zona de Paseo de Gracia-- ha citado a estos dos agentes para aclarar este punto, después de que así lo solicitase la defensa de la mujer al enterarse de la existencia de esta minuta que tenía en su poder el de Instrucción 15 por otra causa contra uno de los manifestantes por un presunto atentado contra la autoridad.

Según otras fuentes judiciales, estos dos agentes ya habían cambiado su versión y se desdijeron del atestado en una declaración ante este último juzgado en enero, cuando el de Instrucción 11 ya había comenzado a investigar el caso de Ester Quintana.

En la investigación del caso de Quintana están imputados dos agentes de la unidad de los antidistubios que presuntamente le dispararon, y le costó el puesto al jefe de la Comisaría de Recursos Operativos, Sergi Pla, porque no elevó un informe esencial que recogía la actuación de Mossos y que obligó al entonces consejero de Interior, Felip Puig, a rectificar la versión oficial.

Testimonios contradictorios

Precisamente, este miércoles también ha declarado ante el juez como testigo un cámara de televisión que el día de la huelga general estaba grabando imágenes en los alrededores de Paseo de Gracia y que ha asegurado que en esa zona escuchó tres o cuatro detonaciones y que se dirigieron a él manifestantes alertándolo de que los antidisturbios estaban disparando.

Esta versión contrasta con la versión que la semana pasada dieron varios mossos que estaban en las cercanías --pero no formaban parte de la furgoneta que podría haber disparado a Quintana--, pues aseguraron que no habían escuchado ninguna detonación y que el único ruido que oyeron fue el de manifestantes rompiendo escaparates.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento